REPORTAJES DSALUD NOTICIAS DSALUD
   
    

 
     NOTICIAS
NÚMERO 122 / DICIEMBRE / 2009

NOTICIAS / DICIEMBRE / 2009


Rotundo éxito del III Congreso Internacional sobre Tratamientos Complementarios y Alternativos en Cáncer 

El III Congreso Internacional sobre Tratamientos Complementarios y Alternativos en Cáncercelebrado en el Palacio Municipal de Congresos de Madrid los pasados días 31 de octubre y 1 de noviembre constituyó un rotundo éxito como pueden certificar las algo más de 800 personas que siguieron con evidente atención las ponencias. Y a diferencia de otros congresos esta vez varios medios de comunicación hicieron acto de presencia -como la Agencia EFE,Intereconomía -radio y televisión-, Onda Madrid, Radio Nacional -en su emisión local-, Radio Intercontinental y Discovery DSALUD Televisión, entre otros de ámbito regional- haciéndose eco de lo que allí se dijo -que fue mucho e importante- agrietando así el muro de silencio que la censura de los medios –cuando no la propia autocensura de periodistas claramente desinformados- había levantado en torno a los tratamientos no convencionales para abordar el problema del cáncer. Además se hizo evidente en los corrillos formados en torno a los ponentes y en los comentarios que se hacían en los pasillos que esta vez la presencia de profesionales de salud era mayoritaria, muchos de ellos médicos y bastantes oncólogos que ya no ocultaban su condición y se mostraban abiertamente interesados en conocer nuevas formas de tratar a sus pacientes o al menos de mejorar sus condiciones de vida. Todo indica pues que también ellos empiezan a cuestionar los protocolos que les son impuestos y a replantearse si deben atender las exigencias interesadas de sus superiores encontrando en este congreso posibilidades que desconocían y que a muchos les ha abierto los ojos. Es más, tampoco faltaron catedráticos e investigadores de distintas universidades españolas interesados en nuevos ámbitos de conocimiento ni, por supuesto, pacientes que buscaban respuestas diferentes y menos agresivas a su enfermedad.
El congreso fue realmente un foro abierto y heterogéneo de intercambio de ideas en el que la ciencia más ortodoxa se dio la mano con quienes ofrecen planteamientos innovadores tanto sobre lo que es el cáncer como sobre el papel que deben jugar los médicos ante una enfermedad de la que cien años después de investigarse a fondo se sabe mucho menos de lo que sería deseable y esperable. De ahí que se escuchase con atención a ponentes que no dudaron en plantear cuestiones que a veces chocaban abiertamente con lo que afirmaban otros igualmente presentes en el acto sin que por ello se perdiese en ningún momento el respeto a los planteamientos ajenos. Llamó en cualquier caso la atención los resultados que se obtienen con el uso de plantas tradicionales, homeopatía, magnetoterapia o modernas tecnologías carentes de efectos secundarios. Pero sobre todo llamó la atención el planteamiento integrador de la ponencia que cerró el congreso en una magnífica síntesis ofrecida por el doctor Alberto Martí Bosch que se ganó una cerrada ovación del público asistente.
Debemos decir que la totalidad de las ponencias sorprendieron por su alto nivel y de ahí que todas recibieran el reconocimiento agradecido del público pero no es menos cierto que tres de ellas llamaron más poderosamente la atención. La primera fue la de la veterinaria Coral Mateo quien planteó su convencimiento de que los tumores son un mecanismo biológico protector y no algo a combatir, la del oncólogo italiano Tullio Simoncini para quien todos los cánceres los provoca un hongo que se combate con simple bicarbonato sódico y, como hemos adelantado, la de Alberto Martí Bosch quien dio una lección magistral sobre el origen no ya del cáncer sino de la inmensa mayoría de las llamadas “enfermedades” y de cómo pueden afrontarse de una manera sorprendentemente sencilla. Los tres coincidieron en utilizar además un lenguaje sencillo, comprensible, directo, divertido, repleto de pequeñas historias y anécdotas que hizo a veces las delicias del público. Destacable pues su facilidad para conectar con los asistentes que permitió que el congreso se celebrara en medio de un optimismo contagioso. Y ya se sabe que la sonrisa es el mensaje más directo y la risa la mejor de las medicinas.
Como los lectores supondrán es imposible resumir en unos pocos párrafos lo que fueron dos intensas jornadas en las que el tiempo le pareció escaso a todo el mundo. Y es que los asistentes querían saber más y los ponentes siempre tenían más cosas que contar. Lo que tuvo que impedir una y otra vez, bien a su pesar, el director del congreso y de esta revista en su calidad de Presidente de laWorld Association for Cancer Research (WACR), José Antonio Campoy, controlando en la medida de lo posible las intervenciones y los breves descansos habidos a fin de que se respetasen los tiempos concedidos a cada conferenciante en un acto que tenía un horario sumamente apretado dada la cantidad de personas que intervinieron en dos día: nada menos que quince.
El congreso lo abriría en cualquier caso el doctor Ramón Cacabelos –catedrático de Biotecnología y Genómica de la Universidad Camilo José Cela de Madrid, director del Instituto para las Enfermedades del Sistema Nervioso Central de La Coruña, presidente de la Asociación Española de Neurogerontología y Neurogeriatría, coordinador de la European Dementia Network y especialista en Proteómica, Farmacogenómica y Farmacogenética así como Presidente del Consejo Científico de la WACR -sin duda pues uno de los investigadores españoles más respetados a nivel internacional- quien resaltó la cada vez mayor importancia de la información genética como factor de prevención del cáncer. Cacabelos explicaría que hoy día se conocen ya centenares de genes involucrados en el desarrollo del cáncer lo cual -dejo bien claro- no quiere decir en ningún caso que éste tenga forzosamente que desarrollarse. “Los nuevos conocimientos de nuestro genoma –explicaría-nos alejan de una genética determinista en la que según nos enseñaron los genes escribían la realidad de una forma inmutable para dejar paso a una genética posibilista en donde es el propio individuo mediante sus relaciones con el entorno y su comportamiento el que posibilita la expresión o no de determinados genes de los que es portador”. Cacabelos apostó abiertamente por la necesidad de realizar exámenes genéticos como herramienta de prevención no sólo para el cáncer sino también como mecanismo a disposición de médicos y pacientes para conocer el grado de eficacia de cada medicamento concreto en una persona.
Acto seguido la doctora Natalia Eres sacudiría por primera vez durante el congreso el árbol de la Oncología oficial. Ella, que fue oncóloga clínica y dejó la práctica hospitalaria ante la falta de resultados reales, aboga en la actualidad por la práctica de una Oncología Integrativa en la que se encuentre lo mejor que pueda ofrecer la Oncología convencional y aquellos tratamientos complementarios o alternativos que representen un beneficio terapéutico para los pacientes. Algunos de los cuales, dejó claro, no son sólo de carácter paliativo como se cree generalmente sino curativo. La doctora Eres aprovechó también para invitar a los profesionales que están consiguiendo buenos resultados con las medicinas complementarias a sistematizarlos para que sus logros puedan difundirse adecuadamente en lugar de ser desechados sin más.
Tras este primer impacto sobre los cimientos de la Oncología oficial llegaría el turno de Coral Mateo, presidenta de la Sociedad Española de Homeopatía Veterinaria, quien de una manera coloquial y amena planteó su tesis del cáncer como incinerador biológico. A nadie dejó indiferente. Según ella el tumor, contradiciendo las teorías convencionales, es en su opinión un mecanismo natural de defensa que el organismo pone en marcha para aislar y destruir sustancias tóxicas -tanto de carácter exógeno como endógeno- una vez nuestro cuerpo agota sus mecanismos habituales de desintoxicación. La respuesta al cáncer pues consistiría según ella en restaurar las condiciones naturales de nuestro hábitat interior sin recurrir a opciones agresivas que no conseguirían más que empeorar la situación.
Tras un breve descanso llegaría el momento del doctor Taher Abbas quien explicó precisamente el papel de la Homotoxicología para depurar y desintoxicar el espacio extracelular como paso imprescindible para cualquier curación. Muy crítico con los tratamientos convencionales presentó también el cáncer como un proceso consecuencia de sustancias tóxicas acumuladas que es preciso depurar. Defendió el uso de nosodes y de la organoterapia para llegar más fácilmente hasta el tumor y criticó que no puedan ser utilizados en nuestro país tratándose de productos muy controlados biológicamente. Como el resto de los ponentes presentó varios casos con los que gracias a sus tratamientos se han conseguido grandes resultados.
Profundizando en la misma idea del cáncer como resultado de un proceso de deterioro del terreno celular y especialmente de las mitocondrias el doctor Gottfried Cornelissen explicaría que a su entender el cáncer es por ello un proceso reversible cuando se corrigen las deficiencias nutricionales y el impacto de los tóxicos sobre el organismo. La solución pasaría por dotar al organismo de las herramientas necesarias para revertir ese proceso para lo cual considera fundamental un dispositivo –el MORA- capaz de testar los principales desequilibrios internos antes de que se produzcan daños en las mitocondrias que acaben reflejándose en el desarrollo de muy diversas patologías.
Tras el descanso obligado para comer el doctor Ángel Borruel comentaría su experiencia con el uso del muérdago en el tratamiento del cáncer, base deproductos prácticamente desconocidos en España pero que cuentan con amplia difusión en Europa como tratamiento antitumoral. Reconociendo que quienes acuden a estos tratamientos vienen ya prácticamente desahuciados en su mayor parte Borruel presentó numerosos casos que reflejaban una gran mejoría en la calidad de vida de los pacientes, mayor resistencia a los efectos secundarios de los tratamientos convencionales y, en no pocas ocasiones, una amplia prolongación de los plazos de supervivencia marcados por los oncólogos a sus pacientes.
Cogería el relevo la tarde del sábado el creador de la Medicina Sistémica y fundador de los Centros Adaptógenos en Venezuela, D. José Olalde, quien explicaría que más de dos millones de personas han sido tratadas ya con distintas combinaciones de adaptógenos, plantas tradicionales de todos los países del mundo de gran potencia curativa que incremen­tan, paralelamente o por separado, la Inteligencia Biológica, la Energía y la Organización del organismo mejorando así su potencial de supervivencia. El propio Parlamento venezolano ha dictaminado oficialmente que la Medicina Sistémica es de utilidad pública e interés nacional recomendando su uso y práctica a la vista de sus buenos resultados.
Cerraría la jornada el doctor Raymond Hilu con su ponencia sobre Cáncer e Hipertermia Regional Profunda, un método que no se entiende que esté fuera de la lista de tratamientos oncológicos convencionales. Las altas temperaturas -superiores a 42° C- provocadas en el interior del organismo por modernos dispositivos tecnológicos que cuentan con todos los certificados y garantías sanitarias no tienen efecto sobre el paciente pero sí ocasionan daños -muchas veces irreversibles- en las células tumorales provocando su apoptosis. Y en todo caso su uso mejora las posibilidades de la radioterapia y quimioterapia.
El domingo el congreso lo iniciaría la ponencia del investigador y médico barcelonés Miguel Ángel Ibáñez quien habló de la eficacia de la vitamina C aplicada de forma intravenosa en casos de cáncer y otras patologías. Ibáñez explicaría sus hallazgos sobre las bases bioquímicas de actuación de la vitamina C en los procesos degenerativos y tumorales comentando que aplicada en forma de suero intravenoso y por goteo tiene efectos antitumorales, antidegenerativos, antihistamínicos y antiinflamatorios lo que la hace perfectamente combinable con otras terapias.
Después llegó el turno de los doctores hindúes Prasanta y Pratip Banerji -padre e hijo- que con sus trabajos y resultados han conseguido reivindicar la Homeopatía como tratamiento contra el cáncer ante la medicina occidental. De hecho en la actualidad colaboran con médicos e investigadores estadounidenses de conocidos centros como el Anderson Cancer Center de Houston o el Hospital Presbiteriano de Nueva York.Sus protocolos con productos homeopáticos -baratos y asequibles- están consiguiendo, tal y como demostraron en el congreso, resultados sorprendentes -principalmente en pacientes que no han sido sometidos previamente a los tratamientos convencionales, sobre todo en casos de cáncer cerebral-. Y demostraron además que sus protocolos homeopáticos mejoran notablemente los resultados obtenidos con Radioterapia y Quimioterapia.
Tras el descanso de la mañana llegaría el turno de los planteamientos más innovadores. Comenzando por Tullio Simoncini, oncólogo italiano que apoyándose en espectaculares imágenes del interior del organismo trató de demostrar que el cáncer está siempre causado por un hongo, la Cándida Albicans, y que el tumor es el resultado de su invasión más los intentos del sistema inmune por contenerlo. A través de los videos que mostró se pudo ver cómo se pueden hacer llegar a cualquier órgano soluciones de bicarbonato sódico, única sustancia en su opinión a la que el hongo no puede adaptarse y por tanto es capaz de destruirlo. Simoncini denunciaría con contundencia el fracaso actual de la Oncología y presentó testimonios visuales de pacientes que habían revertido su situación con simple bicarbonato sódico.
El segundo planteamiento radicalmente innovador del congreso esa mañana fue el del médico mexicano Isaac Goiz quien defiende que toda enfermedad tiene su origen en microorganismos que desarrollan su patología en un entorno con un pH determinado. Para Goiz basta colocar dos simples imanes de una potencia superior a 1.000 gauss sobre dos puntos que previamente se relacionan mediante tests kinesiológicos para modificar el pH y conseguir que los microorganismos pierdan su capacidad patógena. Goiz considera además que la mayoría de los casos que se diagnostican como cáncer no lo son. A su juicio sólo son verdaderos aquellos en los que está presente el bacilo de la lepra siendo el resto abscesos que aparecen cuando se infecta un área de tejido y el sistema inmunitario trata de combatirlo. Y como abscesos se curan.
La jornada de tarde del domingo volvería a atizar las conciencias de los asistentes, incluso las de los más ortodoxos. ¿Por qué técnicas como la Ozonoterapia o la Terapia Fotodinámica no se encuentran ya a disposición de los enfermos de cáncer en la sanidad pública?, se preguntarían los asistentes como se lo preguntaron antes el doctor Juan Carlos Pérez Olmedo y el profesor Diego Armesto en sus ponencias. Pérez Olmedo hablaría de los efectos benéficos que está consiguiendo con ozono aplicado intraperitonealmente en pacientes prácticamente desahuciados y criticó el trato dado a muchos de ellos en la Sanidad pública gallega simplemente por decir que estaban siguiendo esta terapia. Luego explicaría que el tratamiento sistémico con ozono permite restablecer el aporte de oxígeno siendo ello mortal para las células cancerosas, mejorar las funciones metabólicas y potenciar el sistema inmune.
Por su parte, el profesor Diego Armesto acercó a los asistentes el poder de la luz sobre la célula tumoral explicando que tras sensibilizar las células cancerosas mediante la aplicación sistémica o local de fotosensibilizadores los estudios han demostrado que la Terapia Fotodinámica, la aplicación de luz, puede trabajar tan bien como la cirugía o la radioterapia en el tratamiento de tumores en cualquier lugar al que se pueda acceder mediante un catéter. Y con evidentes ventajas: no tiene efectos secundarios y su uso es habitualmente ambulatorio.

Cerraría el congreso el doctor Alberto Martí Bosch, ex oncólogo pediátrico, quien dictó una magistral ponencia de síntesis cuyos fundamentos daremos a conocer en la revista en el próximo número en la que situó como elementos fundamentales del tratamiento de cualquier enfermedad -cáncer incluido- una alimentación cuya base sean las verduras y las frutas, una dieta hiposódica, una desintoxicación profunda del organismo –especialmente del pulmón, el riñón y el hígado- usando básicamente infusiones de hierbas y baños calientes con sal marina en la proporción adecuada, una suplementación ortomolecular específica y adecuada a cada persona que incluya la ingesta de enzimas y productos que suban las defensas -como el Renoven- y el seguimiento del protocolo homeopático propuesto por los Banerji. Tratamiento que aún se puede complementar con otras terapias dependiendo de cada situación particular. En este protocolo holístico tiene también pues cabida cualquiera de las terapias que sin agredir al paciente le ayuden a mejorar su salud.
Terminamos indicado que finalmente el congreso se grabó íntegramente y las personas interesadas podrán adquirir las ponencias en DVD una vez se editen incorporando a las mismas las entrevistas que hizo a los ponentes en el estudio instalado en una sala anexa el presentador del congreso a la vez que Vicepresidente de la WACR, Antonio Muro, gracias a la colaboración de los equipos de Discovery DSalud Televisión y Sacore Producciones. Informaremos de ello más ampliamente en el próximo número. 

 

Reunión en España sobre los más recientes avances en Medicina Genómica 

La Fundación EuroEspes -entidad sin ánimo de lucro que tiene como objetivos la promoción cultural, científica y sanitaria, el fortalecimiento institucional, la cooperación para el desarrollo y la investigación científica y el desarrollo tecnológico- celebrará el próximo 19 de diciembre en Bergondo (La Coruña) su IV Conferencia Anual bajo el título Avances en Medicina Genómica amparada por la madrileña Universidad Camilo José Cela de Madrid que, al igual que otras universidades, concederá créditos universitarios a los médicos que asistan. El objetivo de este evento es promocionar programas educativos para fomentar la utilización de la Farmacogenética y la Farmacogenómica como procedimientos estándar en el sector sanitario a fin de implantar una medicina personalizada.
Los ponentes que en esta ocasión intervendrán son los profesores alemanes (integrantes del laboratorio especializado PharmGenomics)Andreas Pfützner –cuya conferencia se titula Farmacogenómica de los trastornos metabólicos- y Stefan Prause –con la ponencia Aplicaciones actuales de la Farmacogenética en Terapias del Cáncer-, el Dr. Salvador Harguindey –miembro del Instituto de Biología Clínica y Metabolismo de Vitoria (Álava) así como de nuestro Consejo Asesor- con la ponencia Neurodegeneración y cáncer, el Dr. J. A. García-Agúndez –miembro del Departamento de Farmacología y Psiquiatría de la Facultad de Medicina de la Universidad de Extremadura- con la ponencia Farmacogenética de los AINEs, el Dr. Ramón Cacabelos –Director del Departamento de Neurociencias Clínicas del Centro de Investigación Biomédica EuroEspes y miembro de nuestro Consejo Asesor- con la ponencia Medicina personalizada en el abordaje clínico de la demencia: farmacogenómica de la enfermedad de alzheimer, el Dr. X. Antón Álvarez –miembro del Departamento de Farmacología Clínica y Experimental del Centro de Investigación Biomédica EuroEspes- con la ponencia Estrategias terapéuticas en la enfermedad de alzheimer, el Dr. Valter Lombardi –miembro de la División de Biotecnología de EuroEspes Biotecnología (Ebiotec)- con la ponencia Proteómica médica, Ruth Llovo –miembro del Departamento de Farmacogenética de EuroEspes Biotecnología (Ebiotec)- con la ponencia Farmacogenética de los tratamientos anticoagulantes, la Dra. Lucía Fernández-Novoa –miembro del Departamento de Genómica Médica de EuroEspes Biotecnología (Ebiotec)- con la ponencia Genómica clínica de los trastornos del movimiento, el Dr. Juan Carlos Carril –miembro del Departamento de Genómica e Identificación Humana de EuroEspes Biotecnología (Ebiotec)- con la ponenciaGenómica de la patología cerebrovascular y el Dr. Iván Carrera –miembro del Departamento de Neurociencias de EuroEspes Biotecnología (Ebiotec)- con la ponencia Modelos transgénicos en enfermedades neurodegenerativas.
Más información en www.euroespesannualconference.org

 

Antonio Ferreira: “La medicina basada en la evidencia es un paradigma del pasado” 

"La medicina basada en la evidencia es un paradigma del pasado que hay que cambiar porque se sustenta sobre ensayos clínicos que responden a las necesidades de las empresas productoras de fármacos y no a las de la práctica clínica". Tan contundente como valiente y sincera afirmación la hizo recientemente Antonio Ferreira, presidente del Consejo de Administración del Hospital Universitario de Sao Joao en Oporto (Portugal), durante una mesa redonda celebrada en la Fundación Bamberg de Madrid. "Los ensayos clínicos –agregaría en su demoledora crítica- deberían integrarse en la práctica diaria de modo que se pueda averiguar si los fármacos realmente funcionan. Es necesario llegar a la individualización terapéutica y a la investigación independiente". Y añadiría: "Los artículos que hoy se publican son sólo los que hablan de resultados positivos y los criterios poblacionales de inclusión en los estudios no se suelen corresponder con la realidad clínica".
Ferreira manifestaría asimismo la necesidad de que la compra de productos farmacéuticos por los hospitales no se base sólo en los precios y de que se cree una nueva política de consumo ya que no todos los productos son necesarios en todas partes y además “las guías de práctica clínica habituales están tremendamente influidas por la industria".
En suma, son cada vez más los médicos y responsables de hospitales que empiezan a estar hartos y deciden ya denunciar que los intereses de la industria farmacéutica chocan a menudo con los de los pacientes y los propios profesionales de la salud. Nos congratulamos porque ya iba siendo hora. 

 

Muchas de las investigaciones sobre cáncer deben ser puestas en entredicho 

Muchos de los trabajos sobre cáncer publicados en las revistas médicas más importantes no son de fiar porque sus autores están influidos por los laboratorios farmacéuticos. Tal es la conclusión que puede extraerse de un megaestudio realizado por investigadores de la Universidad de Michigan (EE UU) publicado en Cancer que ha investigado las relaciones entre los científicos y los fabricantes de medicamentos. Los científicos analizaron 1.534 artículos publicados en ocho revistas de prestigio -New England Journal of Medicine, JAMA, The Lancet, Journal of Clinical Oncology, Journal of the National Cancer Institute, Lancet Oncology, Clinical Cancer Research y Cancer- constatando que la industria farmacéutica financió el 17% de los trabajos y su posterior publicación, en el 12% de ellos había entre los autores algún empleado suyo y en la mayor parte del resto de los casos se pagaba a los demás por labores de “consultoría” o les invitaban a congresos bien remunerados.
"La creciente preocupación por este conflicto de intereses-reconocería al comentar estos datos Javier Júdez, de la Asociación de Bioética Fundamental y Clínica- se relaciona con el aumento porcentual de la financiación privada respecto a la pública. En 1980 la primera suponía el 32% del total mientras que en 2001 se ha estimado en un 60%".
Los autores del estudio llegan a decir que estamos ante una auténtica “industrialización de la investigación clínica en oncología”. Y es que según los investigadores de la Universidad de Michigan el 62% de los 261 estudios financiados por la industria tenían como objetivo central ensayar los efectos terapéuticos de un fármaco como posible tratamiento de tumores frente al 36% de los trabajos no financiados por las firmas que fabrican medicamentos. Es decir, a la industria no le interesa financiar estudios sobre prevención, identificación de factores de riesgo o nuevos métodos de diagnóstico.
El estudio demostró además que en los ensayos financiados por la industria los resultados positivos de supervivencia son mayores. Y luego dicen que no hay manipulación...
"Es cada vez más evidente–declararía Reshma Jagsi, una de las autoras del trabajo- la necesidad de estudiar cómo desvincular la investigación oncológica de la industria".

 

Constatan que los teléfonos móviles pueden provocar tumores cerebrales 

Que los teléfonos móviles pueden provocar cáncer se ha denunciado en esta revista hasta la saciedad. Pues bien, un estudio internacional denominado Interphone supervisado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) que ha costado 22 millones de euros y ha durado una década acaba de constatarlo. Los datos demuestran que las personas que abusan del móvil se arriesgan a sufrir tumores cerebrales.
La doctora Elisabeth Cardis, profesora del Centro de Investigación en Epidemiología Ambiental (CREAL) de Barcelona y directora de la investigación, matizaría que aunque no puede hablarse de “resultados definitivos” todo indica que el peligro de la radiación generada por los móviles es real y por eso está de acuerdo con la idea de “restringir su uso por los niños” aunque no sea partidaria de prohibirlos sin más. Asimismo aboga por aconsejar a la gente que haga un uso moderado de los móviles y de que se implanten medios para reducir la exposición como usar “manos-libres” u otros dispositivos.
El estudio se hizo en trece países entrevistándose a 12.800 personas y la idea era averiguar si la exposición a los móviles está vinculada a tres clases de tumores cerebrales y a un tumor de la glándula salival.
 



© 2016 DSALUD.COM
Ediciones MK3 S.L. C/ Puerto de los Leones 2, 2ª Planta. Oficina 9,
28220 Majadahonda, Madrid. TF:91 638 27 28. FAX:91 638 40 43. e-mail: mk3@dsalud.com
Todos los textos que aparecen en esta web están protegidos por la Ley de Propiedad Intelectual. Queda prohibida su reproducción total o parcial por cualquier medio o procedimiento sin autorización previa, expresa y por escrito del editor.

   
Usuario
Contraseña
DSALUD | INICIAR SESIÓN

DSALUD | SUSCRÍBASE
DSALUD LIBROS
FUNDACIÓN PARA LA SALUD GEOAMBIENTAL
LAMBERTS ESPAÑOLA
100 % NATURAL
NATURSANIX
CRYSTAL MIND
SLACKSTONE II
SM
NUTERGIA
SILICIUM
NATURAL POWER TECH
SUN CHLORELLA
RENOVEN
EURO ESPES
DETECTIVES PRIVADOS INDICIOS
CABEZA FERRER