DISCOVERY DSALUD TELEVISIÓN
CONSEJO ASESOR DSALUD




EL VIRUS VEH INFECTA YA A MEDIO PLANETA

El VEH, un virus tremendamente peligroso, ha infectado ya a medio planeta. Sumamente contagioso se introdujo hace ya muchos años en los núcleos de células sociales básicas como la ONU, la OMS, la FDA (la agencia estadounidense del medicamento), los MS (Ministerios de Sanidad), los CM (Colegios Médicos) y los grandes MSC (Medios de Comunicación Social)- merced a la actividad de agentes patógenos muy activos procedentes de algunas cepas de las MF (multinacionales farmacéuticas). Y según los expertos sólo existe una vacuna para evitar ser infectado compuesta básicamente de dos antivirales muy poco comunes: SC y CR (vulgarmente conocidos como Sentido Común y Capacidad de Raciocinio). Nos referimos al Virus de la Estupidez Humana (VEH).

(Editorial del número 77).

EL TAMIFLU, DONALD RUMSFELD Y EL NEGOCIO DEL MIEDO

Bastó que Estados Unidos tocara la campana de alarma para que el mundo temblara de miedo ante la perspectiva de una pandemia. A pesar de que han transcurrido nueve años desde que el famoso virus de la gripe aviar fuera detectado en Vietnam y no llegan aún a cien las víctimas mortales. Una media pues de once fallecimientos al año... ¡en todo el mundo! Un detalle insignificante que no impidió a George Bush emprender su segunda "guerra preventiva" en poco tiempo, esta vez para luchar contra otra arma de destrucción masiva tan vaporosa como las "encontradas" en Irak: el virus H5N1. A fin de cuentas había hallado también una poderosa "arma preventiva", un antiviral llamado Tamiflu que comercializaba la empresa suiza Roche y que en apenas unos días se convirtió en la gallina de los huevos de oro.

(Editorial del número 81).

LA GRIPE AVIAR, EL TAMIFLU Y EL NEGOCIO DEL MIEDO

Desde que el famoso virus de la gripe aviaria fuera detectado en Vietnam hace ya nueve años no llegan a cien las víctimas mortales que se achacan a la enfermedad en todo el mundo a pesar de lo cual una bien orquestada maquinaria de propaganda ha hecho creer a la población que hay riesgo de pandemia y que un producto llamado Tamiflu -cuyo principio activo se extrae del anís estrellado- es la solución. Una gigantesca mentira que obedece a una estrategia comercial para hacer negocio a costa del miedo. Desvelamos las claves de un tinglado al que están inexplicablemente contribuyendo la práctica totalidad de los grandes medios de comunicación. Hablar de una posible pandemia cuando el virus de la gripe aviaria no se contagia ingiriendo carne de aves infectadas y jamás se ha transmitido entre humanos es una burla.

(Información publicada en el número 82).

LA VERDAD SOBRE LA GRIPE A

La repentina aparición de una gripe que afecta con virulencia a los seres humanos y cuya causa se achacó primero a los cerdos y luego decidió llamarse simplemente “A” fue presentada como algo tan grave que se anunció una posible pandemia capaz de causar millones de muertos si no se actuaba con premura. Una afirmación que el tiempo ha desmentido rápidamente. A nosotros, de hecho, lo que realmente nos ha llamado la atención es la cantidad de “casualidades” que rodean este asunto y comprobar lo fácil que resulta asustar a la población y modificar sus hábitos de vida gracias a la incomprensible actitud acrítica –una vez más- de la inmensa mayoría de los medios de comunicación. Cuando lo único constatado en este caso es que de nuevo hay implicadas algunas multinacionales farmacéuticas que, en plena crisis, se están haciendo de oro. Lo afirmamos: todo esto huele muy mal.

(Información publicada en el número 117).

EL ESPERPENTO DE LA GRIPE A

Keiji Fukuda, director en funciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS), afirmó a principios de mayo que es muy probable que el año que viene ¡un tercio de la población mundial se haya contagiado con el virus de la Gripe A! Y claro, teniendo ese cargo a ver quién le lleva la contraria. Que ya se sabe que los cargos hacen a cualquier analfabeto o sinvergüenza –y no decimos que ese personaje lo sea porque igual es sólo un tonto útil- en alguien muy creíble. En España lo sabemos muy bien. Y eso es posible porque el virus de la estupidez sí que afecta ya a gran parte de la humanidad.

(Editorial del número 117).

GRIPE A: LA OMS SIGUE HACIENDO EL RIDÍCULO

La Organización Mundial de la Salud (OMS), empeñada en hacer el ridículo y perder el escaso crédito que le queda, decretó en junio pasado que la llamada Gripe A había alcanzado el nivel 6 y ya podía hablarse de ¡pandemia! Y, por tanto, ¡que había que prepararse para afrontarla! ¿Cómo? Pues suponemos que agotando en todo el mundo las existencias de anís estrellado en cápsulas –que eso simplemente es el Tamiflu- y hacer así negocio aprovechando que hace unos años se retiró del mercado alegando que era “tóxico”.

(Editorial del número 118).

EL PODER DEL MIEDO

La ladina estrategia diseñada por quienes en el ámbito de la salud viven de meter miedo de manera masiva a la sociedad sigue desarrollándose de forma tan implacable como imparable. Y se ha pasado ya a la siguiente fase. Tras repetir las autoridades sanitarias hasta la saciedad que el virus de la gripe A es muy contagioso pero de leves efectos y no hay que preocuparse cuando el estado general es bueno ahora se intenta hacer creer que puede llevar a la muerte incluso a personas sanas. Y se ponen ejemplos ¡que nadie se molesta en investigar! Todo el mundo los da por válidos. La verdad, sin embargo, es que se trata de una falacia. El virus de la gripe A –que es el mismo que el de la gripe aviar y el que intentó endosarse esta vez a los cerdos por mucho que se disfrace ese hecho- se creó intencionadamente en un laboratorio y se transmite por el aire pero no genera ningún problema de salud serio.

(Editorial del número 119).

LA INCÓMODA VERDAD SOBRE LA GRIPE A, LAS VACUNAS Y LOS ANTIVIRALES

Si la credibilidad de la Organización Mundial de la Salud (OMS), la Administración de Alimentos y Fármacos (FDA) estadounidense, la Agencia Europea de Medicamentos (EMEA), los ministerios de Sanidad y las grandes multinacionales farmacéuticas sigue intacta tras el esperpento de la gripe A es que el grado de alienación de la sociedad ha alcanzado límites inauditos. Porque lo que está sucediendo con la presunta pandemia que se achaca al A-N1H1 es sencillamente nauseabundo. De hecho es el cuarto editorial consecutivo que debemos dedicar al tema y eso que ya fuimos contundentes en los que aparecieron en los números 117(El esperpento de la gripe A), 118 (Gripe A: la OMS sigue haciendo el ridículo) y 119 (El poder del miedo). Igual de contundentes que en su día fuimos al hablar de la gripe aviar denunciando las mentiras oficiales; ahí está el editorial de marzo del 2006 titulado El Tamiflu, Donald Rumsfeld y el negocio del miedo que traducido a distintos idiomas dio la vuelta al mundo por Internet mientras los demás medios de comunicación les daban crédito día tras día. Entonces se nos tachó de alarmistas y de falsear la verdad pero el tiempo terminaría dándonos la razón.

(Editorial del número 120).

CÓMO PREVENIR Y TRATAR ORTOMOLECULARMENTE LA GRIPE A

El anuncio de una pandemia causada por el virus A-N1H1 efectuado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) sugiriendo que se vacune lo antes posible a media humanidad para evitarlo cuando se trata de un microbio muchos menos inquietante que el de la gripe común debiera ser tomado a rechifla por cualquier persona medianamente informada. Y debo agregar que, eficacia y seguridad de las vacunas y los antivirales por ella sugeridos aparte -tema en el que no voy a entrar porque el lector tiene abundante información en las páginas precedentes de este mismo número-, conviene recordar que los microbios patógenos no tienen nada que hacer ante un organismo sano con el sistema inmune en buenas condiciones. Como en tantas ocasiones se ha explicado en esta revista eso sólo puede preocupar cuando nuestro sistema inmune se encuentra debilitado.

(Información publicada en el número 120).

LOS RIESGOS DE VACUNARSE CONTRA LA GRIPE A

La situación de pánico que de forma irresponsable ha generado la Organización Mundial de la Salud (OMS) al alertar de una pandemia mundial sobre la gripe A que podía causar millones de muertos propició que los estados aceptaran la búsqueda de soluciones urgentes para atajar esa posibilidad y acordaran autorizar posibles vacunas saltándose todas las normas que de forma habitual se exigen para la aprobación de las mismas lo que ha llevado a que ni su eficacia ni su seguridad hayan sido convenientemente testadas y vacunarse con ellas comporte un riesgo que no se justifica en modo alguno. Es más, hay motivos para sospechar que tales vacunas pueden ser un timo porque no se justifica que ya de entrada se diga que su eficacia es del 80%. Además se trata de vacunas que contienen sustancias tan controvertidas como el timerosal o el escualeno.

(Información publicada en el número 120).

GRIPE A: LA GRAN FARSA CONTINÚA

La verdad es que hubiera preferido dedicar este editorial a otros asuntos que también son de actualidad pero hace apenas unos días –el 16 de noviembre- comenzó a vacunarse a más de un millón de españoles que, convencidos de lo que las autoridades sanitarias cuentan a través de los medios de comunicación de masas, han decidido introducir en su cuerpo partículas de virus inactivados y sustancias denunciadas como neurotóxicas y cancerígenas en el convencimiento de que eso les protegerá -sin que haya otras consecuencias negativas- de una posible infección por el virus A-N1H1, presunto responsable de la gripe A. La mayor parte de ellos, desgraciadamente, lo hará sin tener conocimiento de lo que en esta revista –y en cada vez más medios independientes del mundo, especialmente en Internet- hemos publicado sobre la vacunación en general y sobre las vacunas de la gripe A en particular. Serán por ello víctimas inocentes de la gran farsa pergeñada por una sarta de delincuentes sin escrúpulos.

(Editorial del número 122).

LA EFICACIA Y LA SEGURIDAD DEL TAMIFLU NO ESTÁN DEMOSTRADA

No está demostrado que el fármaco más usado contra la gripe, el popular Tamiflu -cuyo principio activo es el oseltamivir-, sea eficaz y seguro. Lo hemos dicho hasta la saciedad en los últimos meses sin que nadie nos hiciera el menor caso. Bueno, pues una vez más el tiempo nos da la razón aunque aun haya quien se resista a aceptarlo. Una revisión de los estudios que se hicieron con él y que aparece en el último número del British Medical Journal lo confirma. Dirigido por Chris Del Mar -profesor de la Bond University de Australia- resulta que su equipo de investigadores se encontró para empezar con todo tipo de trabas a la hora de verificar de forma independiente los resultados de las investigaciones sobre el Tamiflu.

(Editorial del número 123).
 

EL ESCÁNDALO DEL TAMIFLU: NI SEGURO, NI EFICAZ

Que no esté demostrado que el fármaco más usado contra la gripe sea eficaz y seguro cuando desde la OMS y los ministerios de Sanidad de todo el mundo se ha estado diciendo lo contrario y se han comprado de forma masiva cientos de millones de dosis -más de quince en nuestro país- es una vergüenza. A fin de cuentas parece haber causado ya varias muertes y numerosos casos de alteraciones psicológicas, comportamientos anormales, agresividad, delirios, alucinaciones, convulsiones y hasta pensamientos suicidas. Y eso que el Tamiflu ni siquiera previene la gripe y lo único que hace una vez alguien se ha contagiado -si es que de verdad hace algo positivo- es reducir mínimamente el tiempo y la severidad de los síntomas.

(Editorial del número 124).
 

LA FARSA DE LA GRIPE A, DENUNCIADA POR EL PRESIDENTE DE LA COMISIÓN DE SALUD DEL CONSEJO DE EUROPA

Por fin ha aparecido alguien con autoridad en el panorama político sanitario dispuesto a contar la verdad sobre la gripe A y a denunciar las oscuras relaciones entre los laboratorios farmacéuticos y la Organización Mundial de la Salud (OMS). Y es que el escándalo es tan enorme que cuesta ya mantenerlo en silencio. Ha sido el alemán Wolfgang Wodarg, Presidente de la Comisión de Salud del Consejo de Europa, quien ha dado el paso al frente poniendo además en marcha una comisión de investigación para averiguar el papel desempeñado por el lobby farmacéutico, los funcionarios de la OMS y los gobiernos en la campaña de pánico orquestada a propósito en torno al virus AH1N1.

(Información publicada en el número 124).
 

¿HASTA CUÁNDO VAN A ACTUAR CON IMPUNIDAD NUESTRAS AUTORIDADES SANITARIAS?

Con la excusa de que su obligación es velar por la salud de la sociedad hay muchos altos cargos y funcionarios que no sólo abusan de sus posiciones de dominio sino que se creen inmunes y no asumen responsabilidades por sus acciones. Se saben protegidos por la maquinaria de quienes manejan el estado; jueces incluidos. Lo demuestra que ni uno sólo ha podido ser jamás llevado a los tribunales y condenado a pesar de que es sobradamente conocido que muchas de sus actuaciones han sido –y siguen siendo- no ya discutibles sino claramente delictivas, que la corrupción en el ámbito sanitario alcanza hoy proporciones de escándalo y la prevaricación es el pan nuestro de cada día en los organismos públicos. Y no pasa nada.

(Editorial del número 125).
 

EL TIMO DEL TAMIFLU

La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomendó a todo el mundo con motivo de la famosa e inexistente pandemia de gripe A que se ingiriera un antiviral de los laboratorios Roche que hoy día muchos ingenuos siguen tomando: Tamiflu. Pues bien, un equipo de investigadores encabezado por Tom Jefferson, miembro de la organización independiente Cochrane Collaboration, solicitó a la multinacional las pruebas que demuestran que son ciertas las propiedades terapéuticas alegadas y ésta se ha negado en redondo a dárselas. Lo que han denunciado en un artículo que apareció el pasado mes de enero en el British Medical Journal. En suma, un ejemplo más del fracaso del sistema actual a la hora de garantizar la seguridad y eficacia de los medicamentos. Lo demuestra, por citar los últimos ejemplos, lo ocurrido en las últimas semanas con el Avandia y el Mediator.

(Información publicada en el número 136).

 


 

© 2010 DSALUD.COM
Ediciones MK3 S.L. C/ Puerto de los Leones 2, 2ª Planta. Oficina 9,
28220 Majadahonda, Madrid. TF:91 638 27 28. FAX:91 638 40 43.
e-mail: mk3@dsalud.com

 

AVISO LEGAL / POLÍTICA DE PRIVACIDAD
Usuario
Clave
Iniciar sesión   ¡Registrate!
100% NATURAL
INDICIOS DETECTIVES
CLÍNICA ODONTOLÓGICA CABEZA FERRER