Acudan al estado francés de responsabilidad por las muertes del Mediator

El Tribunal Administrativo de París decidió en julio pasado responsabilizar también a la Agencia Francesa de Seguridad Sanitaria de Productos de Salud (AFSSAPS) y al Ministerio de Asuntos Sociales y Sanidad por los cientos de muertes y miles de hospitalizaciones que provocó el Mediator, sucesos que éstos achacaban en exclusiva al fabricante: el laboratorio francés Servier. Es la primera vez que tal cosa sucede en el país galo. Para los jueces es injustificable que el fármaco no se retirara antes cuando los primeros avisos de su peligrosidad se conocen desde 1997. De hecho a Jacques Servier, dueño de la empresa que lo comercializaba, se le acusó de homicidio involuntario pero falleció a los 92 años el pasado 16 de abril. En enero de 2011 la propia Agencia Francesa de Seguridad Sanitaria de Productos de Salud (AFSSAPS) ahora implicada reconocía que su consumo había causado la muerte de al menos 500 personas sólo en Francia– donde al menos otras 3.500 tuvieron que ser hospitalizadas.

Mediator se comercializó en medio mundo durante 33 años para tratar la diabetes -también se recetaría como adelgazante alegando que disminuía el apetito- a pesar de que fueron muchas las voces que durante años advirtieron de su peligrosidad. De hecho en Estados Unidos se retiró por eso en 1997 pero en España no desapareció de las farmacias ¡hasta 2005! Eso sí, a nuestras autoridades sanitarias no les va a pasar nada: gozan de impunidad.