Beber demasiado alcohol durante la adolescencia merma el desarrollo cerebral

 

Un estudio estadounidense afirma que los adolescentes que consumen alcohol en grandes cantidades sufren retrocesos en el desarrollo cerebral que implica una disminución de la memoria y otras capacidades, con repercusiones a largo plazo.
El estudio, realizado por la Universidad de California, demuestra que los jóvenes que abusan del alcohol durante su adolescencia sufren problemas relacionados con la capacidad de emitir juicios y la resolución de problemas ya que es el período de desarrollo del lóbulo frontal.
Los consumidores de alcohol de entre 15 y 16 años pueden así tener bastantes menos oportunidades de llegar a la universidad además de ver disminuidas sus posibilidades de conseguir trabajo.