Cámara para la detección y control del cáncer de mama

 

Científicos británicos de la Universidad de Southampton pretenden aplicar una cámara empleada en misiones espaciales para la detección y vigilancia del cáncer de pecho. El método podría ahorrar muchas intervenciones quirúrgicas dolorosas y complicadas.
Se trata de una cámara de rayos gamma, un dispositivo diseñado para captar radiaciones cósmicas pero que ofrece muchas esperanzas a los expertos a la hora de detectar y controlar la extensión de un tumor de mama. Hasta el momento, conocer la propagación del mal sólo era posible extrayendo nódulos del pecho o la axila de la paciente para su análisis posterior, una técnica dolorosa que presenta en ocasiones muchas complicaciones post-operatorias.
Los rayos gamma de esta cámara espacial sustituyen estas intervenciones haciendo posible que los doctores descubran tempranamente el primer nódulo que advierte dónde está ubicado el tumor.