El consumo moderado de alcohol reduce el riesgo de diabetes en los varones

 

Varios estudios ya han demostrado que el consumo moderado de alcohol puede reportar grandes beneficios para la salud, en especial para el corazón. Ahora, una reciente investigación realizada por el Instituto Cooper de Dallas (EE.UU.) asegura, además, que el alcohol en cantidades moderadas -entre cinco y diez copas a la semana- reduce el riesgo de diabetes del tipo 2 en los hombres.
El equipo del Dr. Ming Wei pudo comprobar, tras el análisis de 8.600 varones, que la probabilidad de desarrollar la enfermedad era mucho menor en aquellos que bebían alcohol moderadamente. Es más, los abstemios o los grandes bebedores tenían el doble de riesgo de padecer diabetes tipo 2 que los que bebían con moderación.
Siguiendo otros estudios anteriores, los expertos confirman en su investigación que el consumo moderado de alcohol reduce la resistencia a la insulina mientras que las grandes cantidades la aumenta. La resistencia a la insulina es uno de los síntomas que preceden a la aparición de la diabetes tipo 2.
Los investigadores no aconsejan a los abstemios comenzar a beber alcohol y han advertido además a los bebedores que el exceso tiene el efecto contrario y es muy perjudicial.