Estimular el nervio vago mejora a menudo la migraña

Las estrategias para afrontar las cefaleas siguen pasando por no buscar lo que las causa sino centrándose en paliar el dolor. Pues bien, a los múltiples analgésicos que se comercializan se une ahora un dispositivo portátil que se aplica el propio paciente en la piel y permite reducir la frecuencia e intensidad de los episodios al estimular el nervio vago en la zona central del cerebro. Con él se consigue reducir a la mitad los días de dolor en el 40% de los casos según aseveran quienes lo han probado. La Clínica Universidad de Navarra -uno de los dos centros españoles que ya lo aplica- comenzará en breve un ensayo clínico junto a otros centros europeos para validar su eficacia. Según Pablo Irimia, neurólogo de la citada clínica, "sin efectos adversos graves; solo leves y fácilmente tolerables". Bastan dos aplicaciones de 90 segundos con 5 minutos de intervalo entre 2 y 3 veces al día. Se asevera que ello permite prevenir en muchos casos dolores de cabeza crónicos además de aliviarlo durante las crisis agudas.