La causa de la hipertensión podría estar ¡en el cerebro!

 

Si usted pregunta a su médico cuál es la causa de la hipertensión esencial lo más probable es que éste le diga, sin más, que se desconoce. Y quizás añada que puede deberse a un problema genético, a problemas circulatorios, a un fallo del corazón o de los riñones, a la dieta –sobre todo si es rica en sal-, al tabaco, a la cafeína, a una disfunción del sistema nervioso, a una posible alteración hormonal, al estrés, a algún tumor,al consumo de medicamentos como los anticonceptivos… La verdad es que entre los médicos hay respuestas para todos los gustos. Pues bien, un equipo coordinado por el investigador Julian Paton acaba de finalizar un estudio en la Universidad de Bristol (Reino Unido) -publicado en la revista Hypertension– según el cual la causa podría estar ¡en el cerebro! Concretamente en la inflamación que produciría en sus vasos sanguíneos una proteína, la JAM-1, que al atrapar leucocitos y retenerlos en ellos causarían inflamación obstruyendo así el flujo de suministro de oxígeno al cerebro. Con lo que infieren que reducir la inflamación de los vasos sanguíneos haría aumentar de nuevo el flujo sanguíneo en el cerebro y resolver el problema de la hipertensión. Para lo que proponen -¡cómo no!- buscar fármacos para combatir las mencionadas proteínas.