LA TAPIOCA CONTIENE UN ELEMENTO CAPAZ DE DESTRUIR CÉLULAS CANCERÍGENAS 

La planta de la tapioca tiene un componente –la “linamarina”- que podría resultar muy útil a la hora de hallar un tratamiento contra el cáncer.
Según las investigaciones de un equipo de expertos británicos y españoles la “linamarina” es capaz de emitir hidrógeno de cianuro ante ciertas alteraciones que, cuando es eliminado en suficientes dosis, puede empujar al “suicidio” a las células tumorales.
La tapioca y sus efectos anticancerígenos habían pasado desapercibidos hasta ahora ya que no suele formar parte de la dieta occidental.