La vacuna contra el Virus del Papiloma Humano empieza a dar problemas


Dos jóvenes sanas mueren tras ser vacunadas con Gardasil  

La Agencia Europea del Medicamento ha emitido un comunicado en el que dice que la causa del repentino e inesperado fallecimiento de dos mujeres sanas –una en Austria y otra en Alemania- que fueron inoculadas con Gardasil -la “vacuna” contra el Virus del Papiloma Humano (VPH)- no se ha podido establecer con seguridad por lo que el Comité de Medicamentos de Uso Humano de la agencia considera que los beneficios de la vacuna “siguen superando con mucho sus riesgos” y no va a retirarse del mercado. Se van a limitar a reclamar más información del producto a los fabricantes y “seguir de cerca” el tema. Sólo adoptará otras acciones si aparecen nuevos datos o casos que así lo aconsejen. Al parecer millón y medio de mujeres ya se han vacunado.
Como nuestros lectores saben Discovery DSALUD informó sobre este asunto mediante un amplio reportaje en el nº 99 dedicándole la portada y el Editorial. Y el titular era categórico: ¡No vacune a su hija! Texto en el que entre cosas explicábamos que “no hay nada que justifique su eficacia y, por tanto, no se entiende ni la necesidad de una vacunación masiva ni las prisas por hacerlo. Es más, nos parece no sólo innecesario sino peligroso”. En cuanto a la falacia de la Agencia Europea del Medicamento de que los beneficios de la vacuna superan con mucho sus riesgos recordamos que la propia ex ministra de Sanidad, Elena Salgado -que no consideraba su aprobación ni urgente ni prioritaria- admitió públicamente en España que “la efectividad real de la vacuna no se conocerá hasta dentro de 35 años”.
Ojalá nos equivoquemos pero mucho nos tememos que las muertes van a segur produciéndose. Pero no importa: siempre podrá alegarse que la “relación causa-efecto” no ha sido “demostrada”. Aunque muera gente sana tras ponerse la vacuna sin explicación alguna.