Las células nerviosas podrían autorregenerarse

 

El doctor Kevin Shakesheff -director del Tissue Engineering Group de la británica Universidad de Nottingham- ha conseguido regenerar células nerviosas y tejido hepático reproduciendo lo que el cuerpo humano hace automáticamente. Sus descubrimientos más sorprendentes han sido con nervios rotos. Gracias a la sangre, los nervios se regeneran aunque hayan sido cortados un centímetro merced a la acción de una proteína llamada lamanina que, sin embargo, no puede cubrir cortes más largos.
Mediante polímeros degradables, el Dr. Shakesheff y su equipo han descubierto un medio de "obligar" a las células nerviosas a regenerarse y volverse a conectar con los demás sistemas del cuerpo. El grupo ha descubierto además un producto químico que hace que las células dejen de crecer una vez hecha la conexión y se unan a las células de los músculos.
El equipo va a seguir investigando para tratar de unir miembros cortados aunque se cree que la reparación de los daños producidos en el sistema nervioso central podría tardar todavía de 5 a 10 años.