Los “air-bags” están hechos con un veneno mortal

 

Los “air-bags” de los automóviles contienen ácido sódico, veneno peligroso tanto para la salud como para el medio ambiente según ha denunciado en el reciente congreso de la Sociedad Química Estadounidense Eric Betterton, profesor de ciencias de la atmósfera de la Universidad de Arizona.
Betterton advierte que con sólo 50 miligramos del producto una persona entra en coma en 5 minutos y con unos pocos gramos muere. También es perjudicial para el medio ambiente ya que en altas concentraciones destruye bacterias, plantas y semillas.
"El producto es soluble en agua-explicó el científico- por lo que la contaminación puede trasladarse fácilmente a cañerías, arroyos y lagos; así que a medida que los air-bags se hagan más populares la cantidad de ácido generado aumentará, con el consiguiente peligro para el hombre y el ecosistema."