Los anti-psicóticos provocan coágulos sanguíneos

 

Un estudio realizado en el Reino Unido y publicado en The Lancet indica que existe una clara relación entre el uso de anti-psicóticos y la aparición de coágulos que llevan al tromboembolismo venoso.
El estudio -efectuado con 30.000 pacientes- descubrió que los que consumían fármacos anti-psicóticos eran siete veces más propensos a desarrollar coágulos en la sangre que los que no tomaban la medicación.
El equipo de la Facultad de Medicina de Boston identificó además a 42 pacientes que estaban tomando ese tipo de fármacos y desarrollaron trombosis profunda. Dos de ellos murieron por esa causa a pesar de no haber tenido antes un historial previo en ese sentido.
Aunque se van a realizar más estudios, los expertos entienden que los datos aportados por la investigación son ya suficientes para instar a los psiquiatras a que tengan en cuenta los efectos secundarios que tales fármacos pueden provocar en sus pacientes.