¡Los inmigrantes tienen mejor salud de lo que se cree!

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS)

La salud de los inmigrantes que llegan a los países más avanzados de Europa -que en los últimos años han acogido a decenas de millones procedentes de países menos desarrollados- es mejor de lo que se cree y el riesgo de que transmitan infecciones peligrosas muy bajo. Así se asegura al menos en el recién publicado Informe sobre la salud de los refugiados y migrantes en la Región Europea de la OMS efectuado por la Organización Mundial de la Salud en colaboración con el Instituto Nacional Italiano de Salud, Migración y Pobreza (INMP) tras revisar más de 13.000 documentos. Es más, son ellos los que corren mayor riesgo de enfermar por las malas condiciones del viaje o la falta de higiene bien en los países por los que viajan, bien en el de destino ya que no suelen tener una adecuada atención médica. Las únicas “patologías” detectadas que sufren más son depresión y ansiedad. Siendo habitual que padezcan más diabetes que la población de acogida, probablemente porque se ven obligados a alimentarse peor con un alto consumo de carbohidratos refinados.

Pues bien, aún con tales datos lo único que sugiere la OMS es que ante todo ¡se les vacune!