Manifestar cólera se identifica con una posición social elevada

Se considera un signo de fortaleza y capacidad para el éxito

Manifestar indignación y expresarse de manera colérica y desafiante está considerado por los demás como un signo que revela una posición elevada y un cierto estatus social, según un informe publicado por la revista Journal of Personality and Social Psychology.
Los científicos han comprobado que las personas que expresan enfado dan la sensación de ser más dominantes y fuertes que aquellos que se expresan, por ejemplo, en términos de tristeza. Las muestras de enfado son automáticamente vistas por los demás como un signo de estatus social elevado.
Los autores del estudio comprobaron que los participantes en la investigación estaban más dispuestos a apoyar, elegir, escuchar y promover a las personas que se expresaban de manera colérica frente a aquéllas que se expresaban en términos de tristeza. Además, las personas objeto del estudio estaban dispuestas a pagar salarios más elevados y a considerar más competentes a aquellos que se expresaban de manera desafiante o indignada.
La investigación concluye que la expresión de tristeza es percibida por los demás como un signo de debilidad aunque las personas que manifiestan este sentimiento son consideradas más cálidas y agradables. Por el contrario, expresar cólera es visto como un signo de fortaleza y de capacidad para llevar a buen término distintos proyectos.