Nuevo método más eficaz para conocer el riesgo de infarto

 

El nivel de proteína C reactiva –y basta para ello un simple análisis de sangre- es un indicativo más fiable del riesgo de tener un infarto que el nivel de colesterol. Así lo indica un estudio con 27.939 mujeres efectuado durante ocho años que publica The New England Journal of Medicine y que supone un cambio radical de la concepción tradicional que asociaba los niveles de colesterol con el riesgo de infarto. Como nuestros lectores saben bien, en esta revista hemos dicho en varias ocasiones que la creencia firmemente establecida entre la clase médica de que el exceso de colesterol es malo en general y provoca la arterioesclerosis es una simplificación absurda que no se corresponde con la realidad porque, entre otras cosas, el 80% del mismo lo fabrica el organismo; es decir, no procede de la alimentación. Así lo cuenta precisamente en su libro La Dieta Definitiva nuestro director, mucho antes de este “descubrimiento”.
El grupo de científicos norteamericanos que publica tan “novedosa” noticia asegura que la mitad de las personas que padecen alguna enfermedad coronaria tiene niveles normales de colesterol siendo eso lo que les llevó a pensar que existen otro tipo de factores más determinantes y perjudiciales para el corazón. Hay gente a la que le encanta inventar la pólvora cada cierto tiempo.