Parches de testosterona mejoran la actividad sexual femenina en la menopausia 

 

Según una investigación realizada por expertos del Hospital General de Massachusetts y de los Laboratorios Watson, el tratamiento con parches de testosterona puede ayudar a restablecer la vida sexual de las mujeres menopáusicas a las que se les extrajeron los ovarios. Los expertos estudiaron los casos de 75 mujeres de entre 31 y 65 años que fueron sometidas a histerectomía y ooforectomía y que, a pesar de la terapia de reemplazo de estrógenos, tenían menos vida sexual que antes de someterse a la operación.
Pues bien, tras 36 semanas de estudio y diversas combinaciones de parches de testosterona y placebo las mujeres estudiadas mejoraron al recibir el tratamiento de 300 microgramos de testosterona. Lo singular es que también mejoraron con el placebo, lo que ha llevado a los expertos a poner de relieve la importancia del tratamiento psicológico. Y a sembrar la duda, por tanto, de si merece la pena ponerse los parches, añadiremos nosotros.