Pastillas de material fecal

Aunque la idea de introducir en un intestino heces de otra persona parezca algo repulsivo hoy se considera un método eficaz para tratar infecciones intestinales complicadas; especialmente en el caso de la Clostridium difficile, bacteria resistente a los antibióticos que causa multitud de muertes. Es más, el trasplante fecal ha demostrado ser una solución rápida y eficaz en todas las enfermedades inflamatorias intestinales -colitis ulcerosa, Enfermedad de Crohn, etc.- y en dolencias como la fatiga crónica, la esclerosis múltiple y muchas de las denominadas “enfermedades autoinmunes”. Lo dimos a conocer en el reportaje Sorprendente técnica de constatada eficacia: el trasplante fecal publicado en el nº 180 -puede leerlo en www.dsalud.com- explicando que hay ya varias empresas que ofrecen productos fecales estandarizados que evitan tener que localizar a un donante sano al tiempo que simplifican el engorro de tener que preparar una pasta viable para el trasplante a partir de heces frescas. Pues bien, la organización Open Biome -creadora en 2012 del primer banco de heces de Estados Unidos- acaba de empezar a comercializar unas pastillas entéricas que contienen en su interior heces cuyo recubrimiento no se disuelve hasta llegar al intestino delgado abriendo así una nueva vía terapéutica. Queda por ver cuándo estarán disponibles en España.