Recomiendan hacer los tests de glucosa pinchando los lóbulos de la oreja

 

Un estudio realizado por investigadores británicos aconseja realizar los tests de glucosa en el lóbulo de la oreja contra la costumbre extendida entre los diabéticos de realizarlos en los pulgares.
La razón es que los lóbulos no son tan sensibles al dolor como los pulgares por lo que los pacientes que sigan este método sufrirán menos cada vez que tengan que extraerse sangre para analizar los niveles de azúcar que hay en ella.
El estudio –del que informa el British Medical Journal– ha sido realizado en un hospital de Manchester y contó con la colaboración de 60 pacientes. La mitad de ellos se pincharon en sus pulgares y la otra mitad en los lóbulos. Medido en una escala del 1 al 100, la sensación de dolor de quienes se pincharon en el dedo alcanzó un 8,8 mientras que la de quienes utilizaron sus orejas fue de 2,2.
Sin embargo, para el responsable del equipo de investigadores, Simon Carley, la causa de esta diferencia no está clara:“Es posible que la densidad de perceptores de dolor sea menor en el lóbulo que en el pulgar pero quizás haya también una razón psicológica ya que los pacientes que utilizan la oreja no ven el pinchazo y los que utilizan el dedo sí”.
Los tests de glucosa son frecuentes en los enfermos de diabetes que deben controlar constantemente el nivel de azúcar en su sangre.