Un comité de la FDA rechaza la píldora antiobesidad

 

Un comité de la FDA -organismo que regula los fármacos en Estados Unidos- ha rechazado la comercialización de rimonabant, producto que la multinacional Sanofi-Aventis pretendía vender como “la píldora antiobesidad”. ¿La razón? Han detectado que aumenta el riesgo de problemas neurológicos y psicológicos pudiendo llevar incluso al suicidio. Hablamos de Acomplia –tal es el nombre comercial-, producto que sin embargo sí fue aprobado en Europa por la EMEA el pasado mes de junio y que ya se vende en numerosos países.  El comité de la FDA afirma que "existe una seria preocupación sobre la seguridad de rimonabant" tras revisar 59 ensayos clínicos y los datos preliminares de otros estudios en marcha. Usted sabrá lo que hace pero nosotros le recomendamos que si ha comprado ese producto lo tire.