Una diabética insulinodependiente se recupera tras recibir la mitad del páncreas de su madre

 

Una joven de 27 años con diabetes tipo I -es decir, insulinodependiente- se ha recuperado casi por completo tras recibir la mitad del páncreas donado por su madre, de 56 años. La operación se llevó a cabo el pasado 19 de enero por el equipo del doctor Shinichi Matsumoto del Hospital de la Universidad de Kyoto (Japón). Tras varios meses de convalecencia ambas se encuentran en perfecto estado de salud. La joven produce insulina por sí misma y su nivel glicémico es normal. No se descarta sin embargo que dentro de unos años haya que volver a operar si algo no fuera bien.
Hace cinco años se empezó a probar trasplantando células pancreáticas que se extraían de personas recién fallecidas sólo que se necesitaban al menos tres donantes. Los resultados no fueron buenos entre otras cosas porque había demasiada mezcla genética. En este caso lo que se ha hecho es trasplantar la mitad del páncreas de la madre. Se teme no obstante que ello pueda llevar a ésta a desarrollar diabetes en el futuro.