Una pastilla informa de si los alimentos son frescos cambiando de color 

Una pastilla que se coloca sobre los embalajes de los alimentos puede revolucionar el mercado. Se trata del sistema Fresh-Check, un dispositivo que informa de si los alimentos están frescos cambiando de color con el paso del tiempo en función de las variaciones de la temperatura de conservación. El sistema se puede adaptar a las necesidades del productor ajustando la pastilla para que cambie en un periodo concreto, desde tres días hasta varios años.