Más de la mitad de las intoxicaciones hepáticas las causa… ¡el paracetamol!

Al menos en Estados Unidos

La principal causa de intoxicación hepática es ¡el paracetamol!, uno de los fármacos de mayor consumo en el mundo para tratar el dolor y bajar la fiebre. Al menos así ocurre en Estados Unidos. Un dato que permite explicar que el número de personas que hoy sufren problemas hepáticos se haya duplicado en los últimos años. El aviso lo ha dado un equipo de gastroenterólogos tras evaluar durante los últimos 7 años los datos de las personas que acudieron a una veintena de centros estadounidenses de trasplante aquejados de insuficiencia hepática. Según el estudio -que acaba de publicarse en Hepatology- en el 2003 el paracetamol era ya responsable del 51% de los problemas hepáticos analizados. Y aporta otro dato igual de escalofriante: el 27% de las personas que tomaron sobredosis de paracetamol murieron y a otro 8% hubo que trasplantarles el hígado. Siendo alarmante que el 48% de las sobredosis fueron accidentales; es decir, no había intenciones suicidas.
Los investigadores calculan que el consumo de sólo 7,5 mg diarios ya es peligroso si se ingiere durante varias semanas. Y recuerdan que el paracetamol no puede mezclarse con muchos fármacos ni con alcohol algo que demasiados pacientes ignoran o hacen caso omiso de las advertencias.
Cabe añadir que en España el paracetamol –que se vende sin receta- es el analgésico y antipirético más empleado y en los últimos años se ha convertido en la primera causa de intoxicación farmacológica en niños además de ocupar entre los adultos los primeros lugares en sobredosis tras las benzodiacepinas y los antidepresivos.
Esperamos que la próxima vez nuestros lectores se lo piensen dos veces antes de usarlo con la habitual despreocupación. Especialmente cuando se lo den a sus hijos.