¿Que reduce el riesgo cardiovascular beber agua mineral bicarbonatada sódica?

Un grupo de investigadores del Instituto de Ciencia y Tecnología de Alimentos y Nutrición (ICTAN) coordinado por la Dra. Pilar Vaquero -directora del Grupo de Minerales en Metabolismo y Nutrición Humana del Centro Superior de Investigaciones Científicas (CSIC)- asegura que beber agua mineral bicarbonatada sódica reduce el riesgo cardiovascular. Así dice haberlo constatado tras estudiar a sólo 25 personas sanas -mujeres y hombres de entre 18 y 40 años- y comprobar que “reduce” el nivel de grasas en sangre entre un 6,6 % y un 15%; agregando que eso contribuye a reducir el riesgo de formación de placas de ateroma. La alegación es que esa agua, al contener bicarbonato sódico, aumenta ligeramente el pH del estómago y ello lleva a disminuir la liberación de la hormona colecistoquinina y, por ende, a que la vesícula vierta menos bilis en el intestino; afirmando que eso hace que “sea menor la absorción de lípidos”. Una interpretación interesada más que discutible porque también puede afirmarse que eso es así porque el proceso digestivo se dificulta al haber menos bilis. Es decir, que ingerir bicarbonato sódico mientras se metabolizan los alimentos no es buena idea pero esos investigadores deciden interpretarlo como que ello hace que el cuerpo absorbe menos grasa. El trabajo ha sido publicado en European Journal of Nutrition y lo ha hecho el mismo equipo de investigación que en su día aseguró que beber este tipo de agua de forma habitual hacer disminuir hasta un 15% el nivel en sangre de colesterol total reduciendo el llamado "malo" (LDL) y aumentando el "bueno" (HDL).
Cabe agregar que el agua utilizada fue Vichy Catalán y que la investigación la pagó ¡la empresa que la comercializa! Es más, ha financiado ya otros muchos estudios para intentar convencer a los consumidores de que su agua mejora el metabolismo del colesterol, ayuda a evitar la dislipemia, aumenta el peristaltismo previniendo el estreñimiento, es útil en la hipertensión, en la menopausia, en los problemas de vesícula y en los de próstata, ayuda a evitar la osteoporosis por su contenido en calcio y flúor, las afecciones de las vías respiratorias altas, las dolencias osteoarticulares, las afecciones alérgicas, previene la formación de piedras en el riñón y está indicada incluso para aliviar los efectos adversos de la quimioterapia. Y aconseja tomarla a los niños, a quienes llevan aparatos de ortodoncia y a las personas mayores de la Tercera Edad. Hasta asegura -¡qué maravilla!- que hidrata y no engorda (sólo llena el estómago y los intestinos de gas). Y es que poderoso caballero es Don Dinero…
Invitamos al lector a leer en nuestra web –www.dsalud.com– el artículo que con el título El abuso de bebidas con gas –sobre todo de colas- perjudica seriamente la salud publicamos en el nº 91. Asimismo le instamos a leer aquellos en los que hemos explicado que la afirmación de que el exceso de colesterol es causa de accidentes cardiovasculares es una afirmación gratuita jamás demostrada; entre muchos otros, los aparecidos con los títulos El método más eficaz para prevenir y tratar los problemas cardiovasculares (nº 64),La injustificable demonización del colesterol(nº 90) y¿Es realmente la obstrucción coronaria la principal causa de los infartos? (nº 148).