La caries se puede contagiar con un beso 

 

Una de las bacterias responsables de la aparición de la caries, la Streptococcus mutans, puede contagiarse tanto con un beso como usando la misma cuchara o tenedor al comer. Esta bacteria se encuentra generalmente en la placa dental de las personas infectadas y basta una simple muestra de saliva para detectarla y determinar si se corre el riesgo de desarrollar caries en un futuro.
Entre las personas que tienen más riesgo de desarrollar caries están aquéllas que han sufrido dos o más caries en un año, los diabéticos, los hipertensos, los que tienen menor flujo de saliva y aquellos con un sistema inmunitario deficiente.
El cepillado, el uso del hilo dental y otras formas de higiene bucal son fundamentales para reducir la cantidad de bacterias que se adhieren a la superficie de los dientes.