La vitamina D previene problemas cardiovasculares y óseos

 

La vitamina D previene problemas cardiovasculares y óseos entre otras patologías. Al menos así lo indican dos nuevos estudios del Instituto del Corazón delCentro Médico Intermountain de Murray (EEUU) dados a conocer durante la reunión anual del Colegio Americano de Cardiología recientemente celebrado en Atlanta. J. Brent Muhlestein, miembro del equipo que siguió durante un año a dos grupos de personas -el primero de más de 9.400 pacientes, la mayoría mujeres, y el segundo de 31.000- afirma que basta tener 43 nanogramospor mililitro de sangre de vitamina D para que disminuyan las posibilidades de padecer problemas cardiovasculares y óseos, hipertensión, diabetes, depresión y fallos renales. Lo singular es que hoy se considera como nivel normal tener 30 nanogramospor mililitro y según estos investigadores esa cifra es demasiada baja. Para Muhlestein los datos demuestran que toda persona con niveles inferiores debería plantearse de inmediato tomar más el sol o ingerir suplementos de vitamina D. Agregando que la dosis diaria recomendada sería de 1.000 a 5.000 unidades internacionales (UI) en función del estado de salud de la persona (hoy se recomiendan 400 UI o 10 mcgr). Ahora bien, lo cierto es que tomar el sol entre 20 y 30 minutos al día proporciona hasta 10.000 UI. Así que los suplementos están bien… para quienes viven en países donde ver el sol en determinadas épocas del año es un lujo o para quienes no permanecen en la calle apenas y se hallan siempre a resguardo de los rayos solares.