Primeros trasplantes oculares con tejidos generados en laboratorio

Podría solucionar casos de ceguera hoy incurables

Investigadores californianos han conseguido generar tejidos oculares en laboratorio y los han transplantado con éxito a cinco pacientes con ceguera. El experimento abre la posibilidad de encontrar nuevas vías de curación para casos de deficiencia visual hasta ahora incurables.
La técnica consiste en regenerar la superficie de las córneas a través de células de donantes siguiendo un método que -según los investigadores- podría ser válido para producir tejidos de otras partes del cuerpo con niveles de humedad parecidos a los de la córnea como el esófago, la faringe, los pulmones los intestinos o la vagina.
Los transplantes de córnea se realizan actualmente utilizando tejidos de donantes fallecidos lo que acarrea un alto porcentaje de fracasos por intolerancia. El nuevo sistema puede reducir el número de rechazos generando tejidos con mayores posibilidades de adaptación al organismo receptor. Así, en cinco de los seis transplantes realizados hasta el momento el nuevo tejido se ha adaptado sin problemas en el sistema ocular de los pacientes.
Para el profesor Ivan Schwab, uno de los investigadores del proyecto, “los transplantes del tejido de la córnea son un sistema que puede devolver la visión en los casos en los que el paciente sólo sufra lesiones en esa parte del ojo y pueden ayudar a recuperarla parcialmente a quienes tengan dañadas otras partes del ojo”.
Según Schwab, los principales interesados por el avance son los pacientes cuya córnea haya sido dañada por quemaduras o infecciones, o bien aquellos que sufran inmunodeficiencia en el ojo.