¿Viven más tiempo los bajos?

Así lo afirma un biólogo danés

El biólogo danés Armand Leroi cree que las personas bajas podrían estar genéticamente dotadas para vivir más tiempo que las altas. Este investigador decidió explorar la relación entre tamaño y longevidad cuando supo que un grupo de ratones a los que se modificó deliberadamente el tamaño vivieron hasta un 75% más.
El estudio lo ha efectuado sobre 400 razas de perros de diferente tamaño, peso y longevidad comprobando que casi el 50% de las variaciones entre razas podían explicarse por el tamaño del cuerpo; es decir, cuanto más grande era el perro menor era su promedio de vida.
Una de las diferencias entre perros de diferente tamaño es el nivel de hormonas del crecimiento que poseen. Los perros grandes suelen tener proporcionalmente más nivel de la hormona IGF, equivalente a la hormona del crecimiento en el ser humano. Al parecer, el bloqueo de la producción de IGF retrasa la muerte de los animales. Otra explicación que ha dado el científico a este fenómeno es que estamos acostumbrando a nuestros cuerpos a una desmesurada dieta para la que no están adaptados.