COMBINAR PARCHES DE NICOTINA CON SPRAYS NASALES TAMPOCO SIRVE PARA DEJAR DE FUMAR

 

Combinar parches y sprays nasales de nicotina duplica los efectos de estos productos por separado, según afirma el médico islandésThorsteinn Blondal en un artículo publicado en el British Medical Journal tras estudiar a 237 fumadores a lo largo de un período de seis años. Según este médico, cuando se aplican los famosos parches junto a los sprays nasales los adictos al tabaco dejan de fumar con mayor facilidad y durante un lapso mayor de tiempo. Algo que debería alegrar a quienes quieren dejar el tabaco… si de verdad fuera así. Lo que no es el caso. Porque lo cierto es que para dejar la adicción al tabaco ni bastan ni sirven para gran cosa los mencionados parches ni los sprays. Sólo una auténtica motivación -que habitualmente se refuerza mediante técnicas de psicoterapia de apoyo o afirmación- sirve para ello. La creencia de que la nicotina crea adicción y proporcionársela a quien quiere dejar de fumar le ayuda es sólo eso: una creencia. Y un buen negocio para avispados.