Los hijos de las mujeres que toman aceite de pescado durante el embarazo tienen mejor coordinación ojo-mano

 

Los hijos de las mujeres que durante el embarazo toman aceite de pescado tienen luego mejor coordinación ojo-mano según un reciente estudio de la University of Western Australia publicado en Archives of Disease in Childhood Fetal and Neonatal Edition. Noventa y ocho embarazadas ingirieron a diario 4 gramos de aceite de pescado en cápsulas o 4 gramos de aceite de oliva desde la semana número 20 hasta el nacimiento del bebé evaluándose luego, cuando éstos tenían ya dos años y medio, su crecimiento y desarrollo. Para ello se valoró el lenguaje, su conducta, el razonamiento práctico y la coordinación ojo-mano.
Pues bien, entre los niños evaluados no se encontraron diferencias significativas en lo que a crecimiento y destreza del lenguaje se refiere pero la coordinación ojo-mano sí era mejor entre los hijos de las madres que tomaron los suplementos de aceite de pescado. También se constató que en los cordones umbilicales de sus hijos al nacer el nivel de ácidos grasos omega-3 era mayor.
Todo indica, en suma, que ingerir aceite de pescado durante las últimas 20 semanas de embarazo no sólo es inocuo para la madre y el feto sino además claramente beneficioso.