Vacunar contra la gripe al personal hospitalario salva muchas vidas

Donde no se hace hay un 50% más de muertes entre los ancianos

Un personal sanitario vacunado contra la gripe puede salvar las vidas de los pacientes más vulnerables según afirma un estudio del Hospital Real de Londres publicado en la revista The Lancet. Al punto de que en los centros en los que no se realiza esta práctica se produce un 50% más de muertes entre los pacientes ancianos.
La investigación, efectuada por el equipo del profesor John Oxford, sugiere que el personal vacunado -desde médicos a celadores- es menos susceptible de transmitir infecciones mortales a los pacientes más delicados.
Según los expertos, la gripe es una de las principales causas de mortalidad en las personas de la Tercera Edad durante los meses de invierno. También se ven afectados los pacientes con problemas respiratorios como los asmáticos.