Llamativa eficacia de la inmunoterapia en el cáncer cerebral

Un equipo del Instituto Beckman de California (EEUU) coordinado por el Dr. Benham Badie ha dado a conocer en New England Journal of Medicine un experimento por el que han conseguido en apenas unos meses la remisión en un enfermo de 50 años de un agresivo glioblastoma multiforme -tumor de rápido crecimiento que aparece en las células gliales- con metástasis en la médula espinal que se supone incurable. Y lo han hecho extrayéndole linfocitos T, reprogramándolos, cultivándolos e inyectándolos luego en el cerebro. Un año después del díagnóstico el pacientesigue con vida. La técnica consiste en reprogramar los lincofitos T para que produzan receptores antigénicos quiméricos e inyectar esas células CAR-T modificadas directamente en el sitio del tumor y en los ventrículos que es donde se genera el líquido cerebroespinal. Según afirman la regresión fue total, tanto en el cerebro como en la columna vertebral, algo que ellos mismos califican de inaudito. Y sin efectos tóxicos por lo que se preservan totalmente las funciones neurológicas.