La Unión Europea legaliza los glicósidos de steviol procedentes de la stevia como edulcorante

Desde el pasado 2 de diciembre la comercialización y consumo de los glucósidos de steviol -que se extraen de las hojas de la planta Stevia rebaudiana– tanto en alimentos como bebidas es ya legal en la Unión Europea. Hablamos de una planta cuyos extractos tienen hasta 300 veces el dulzor del azúcar y carecen de efectos secundarios -sus hojas (en crudo, en polvo o secas) se consumen sin problema en Iberoamérica desde hace siglos) lo que la convierte en la principal alternativa a los edulcorantes artificiales que actualmente se venden; como el aspartamo, considerado posible cancerígeno y presente en multitud de bebidas supuestamente “refrescantes”, especialmente en muchas gaseosas y colas.

La Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria ha confirmado tras efectuar un estudio que los extractos de la stevia ni son genotóxicos, ni cancerígenos, ni provocan efecto adverso alguno en el sistema reproductivo humano, ni afectan negativamente a los niños en desarrollo.
Una buena noticia… sobre todo para la gran industria. Porque a los agricultores europeos se les sigue prohibiendo su comercialización. Ya se sabe que nuestras autoridades están para favorecer a las grandes multinacionales. Invitamos al lector a leer en nuestra web –www.dsalud.com– los artículos que con los títulos La stevia, singular y novedoso edulcorante natural y La stevia, útil en casos de diabetes e hipertensión aparecieron respectivamente en los números 122 y 133. Texto este último en el que contábamos cómo Josep Pàmies, agricultor activista que lleva años luchando para detener en España el avance de los cultivos transgénicos, estaba asimismo peleando para que se aprobara en España y Europa el uso de la stevia ya que aunque podía cultivarse se impedía agregarla a los productos alimentarios.