Muchos productos light… engordan 

 

Judith Wylie-Rosett, miembro del Comité Asesor de la Asociación Americana del Corazón, asegura en un estudio publicado en la revista Circulation que es verdad que muchos de los productos que se anuncian como light tienen poca grasa pero, sin embargo, contienen demasiado azúcar o un número mayor de calorías por lo que al final engordan más que los normales. Según esta investigadora, los alimentos light suelen incorporar otros compuestos que “imitan” las propiedades de la grasa para que el producto final sepa bien, generalmente derivados de hidratos de carbono, proteínas e, incluso, grasas modificadas para lograr que el organismo no las digiera.
Es más, al final resulta que con muchos de estos productos se ingieren a veces incluso más calorías, especialmente porque mucha gente cree que no engordan o apenas lo hacen y comen mayor cantidad. Sin olvidar que se trata de comidas no naturales que están deficientemente equilibradas desde el punto de vista nutritivo a causa de las mezclas aleatorias con que se elaboran.
Es importante agregar además que se desconocen los efectos del consumo a largo plazo de muchos de esos sustitutivos grasos. Se ha observado que la olestra, por ejemplo, muy utilizada en aperitivos y bollería, provoca problemas digestivos y diarreas y obstaculiza la absorción de las vitaminas liposolubles. A pesar de lo cual se sigue utilizando.
Háganos caso: si quiere adelgazar siga la Dieta Definitiva.