Greenpeace alerta de las numerosas sustancias químicas peligrosas presentes en los hogares actuales

 

Greenpeace afirma en un estudio titulado La casa intoxicada que son multitud las sustancias químicas peligrosas que se pueden hoy encontrar en las moquetas, cortinas, alfombras, productos de limpieza, alimentos, cosméticos, perfumes, juguetes, etc., de cualquier hogar. Los agentes químicos tóxicos inundan nuestra vida. Y para probarlo a Greenpeace le ha bastado pasar el aspirador en poco menos de un centenar hogares: 22 españoles y 76 del resto de Europa.
Los análisis determinarían que las sustancias peligrosas más presentes en el polvo doméstico son los pirorretardantes bromados, los compuestos organoestánnicos, los ftalatos, los alquilfenoles y las parafinas cloradas de cadena corta.
El estudio no indica hasta qué punto las cantidades halladas son peligrosas pero es evidente que esos tóxicos terminan pasando a través de la inhalación, el contacto o la ingesta a nosotros, algo particularmente preocupante sobre todo en el caso de los niños cuyo sistema inmune no está totalmente desarrollado.