El origen emocional del cáncer y La Nueva Medicina

En los dos artículos precedentes hemos explicado brevemente que el cáncer puede aparecer y desarrollarse en el organismo por causas externas a la persona –algo que sucede en aproximadamente una quinta parte de los casos- o por causas endógenas –motivo de al menos el 80% de los cánceres-. Entre las causas externas  se habló tanto de la posible predisposición genética como de los agentes potencialmente cancerígenos admitidos por los oncólogos, lista a la que se añadieron otros cuyo reconocimiento no se hace por las implicaciones económicas y políticas que ello tendría para distintas multinacionales y gobiernos. En cuanto a las causas endógenas, nos limitamos a explicar que la mayoría de los cánceres se deben en realidad a conflictos biológicos originados por shocks emocionales traumáticos inesperados que se viven en soledad. Y adelantamos que así lo había demostrado Ryke Geerd Hamer. Pero, ¿de quién estamos hablando?

Este reportaje aparece en
37
Marzo 2002
Ver número