Productos cosméticos basados en principios vegetales resuelven numerosas patologías dérmicas

 

Una gama de productos cosméticos elaborados básicamente con principios vegetales ha resultado ser un tratamiento de eficacia inusitada en numerosos casos dermatológicos: psoriasis, vitíligo, micosis, acné, rosácea… Incluso combaten la celulitis y la caída del cabello. Comercializados por un pequeño laboratorio coruñés estos cosméticos consiguen su eficacia terapéutica –según sus creadores- al potenciar el proceso natural de riego periférico de la piel lo que permite eliminar toxinas y aportar a las células dérmicas los nutrientes necesarios para aumentar su vitalidad y capacidad de reproducción. Puede sonar simple pero lo cierto es que los resultados son espectaculares incluso en casos complejos y difíciles.

Extractos y aceites vegetales completamente naturales, alcohol y agua. Tales son los componentes de la fórmula cosmética ideada hace más de 30 años por Antonia Veiga, una masajista y esteticista coruñesa que, cansada de comprobar que los productos cosméticos convencionales empleados en su trabajo no sólo no resolvían patologías dérmicas -ni tan siquiera leves- sino que incluso en algunos casos las agravaban, decidió iniciar el difícil y arduo camino de encontrar por sí misma una alternativa eficaz. ¿El resultado? Hoy es responsable del Departamento de Investigación y Desarrollo de Laboratorios Lage-Veiga, en La Coruña cuya línea de cremas y lociones cosméticas –Piabeli– presenta, según los numerosos testimonios de quienes los han usado, un elevado porcentaje de eficacia en el tratamiento de acné, rosácea, vitíligo, psoriasis, manchas y micosis -entre otras dolencias de la piel- además de combatir la celulitis y la caída del cabello. Es más, sus efectos beneficiosos no se limitan al exterior del organismo ya que muchas de las personas –tanto particulares como profesionales de la salud- que han utilizado sus productos refieren que en poco tiempo se percibe pérdida de volumen, mejoría en las digestiones, menos fatiga y ansiedad, menor retención de líquidos y gases y, en general, mayor bienestar y mejor ánimo. Y eso que no se trata de productos específicamente pensados para tratamientos terapéuticos.

TREINTA AÑOS DE INVESTIGACIÓN

Conseguir una cosmética de acción profunda que genere la renovación y el equilibrio de la piel desde el interior. Así define Antonia Veiga su objetivo principal cuando decidió investigar hasta obtener un producto cosmético que no se limitara a lustrar y embellecer la piel sino que provocara efectos más profundos. Hoy su esfuerzo se traduce en una fórmula-base de la que ha extraído varias formulaciones más específicas que, no obstante, se comercializan como cosméticos y sin alegaciones terapéuticas. Lo que no impide que haya tanto profesionales de la salud como usuarios que aseguran que sus productos ayudan de forma sustancial en diversas patologías al punto de que sus cremas y lociones parecen tener efectos más profundos incluso de lo que su descubridora podía suponer.

-Mire, desde hace treinta años mi único convencimiento respecto de la cosmética es que los productos convencionales que se comercializan y con los que yo misma trabajé en su día no sirven realmente en muchos casos para los fines que pregonan. Ni siquiera las cremas hidratantes hidratan sino que más bien acaban desecando la piel y haciéndola más vulnerable. A este respecto el texto que ustedes publicaban en octubre pasado acerca de la toxicidad de los cosméticos convencionales es muy gráfico y recomiendo a los lectores que lo lean con detenimiento. Tampoco había por entonces tratamientos efectivos para el acné, la psoriasis y otras patologías de la piel. Por eso me decidí a intentar encontrar alguna fórmula que no sólo embelleciera la piel sin dañarla sino que, si fuera posible, lograra sanarla.

-Y buscó en los principios activos de diversas plantas, ¿no? Porque por lo que sabemos sus fórmulas son completamente naturales y sólo incluyen pequeñas cantidades de alcohol.

-Era lo más lógico ya que desde antiguo se conocen las excelentes propiedades terapéuticas de miles de las plantas que nos ofrece la naturaleza y se pueden prever los efectos que sus combinaciones provocan en el tratamiento de diversas patologías. Lo que nosotros hemos hecho es simplemente mezclarlas y envasarlas de forma artesanal, sin ningún tipo de conservante o producto químico salvo el alcohol.

-Tenemos entendido que la fórmula-base a partir de la cual se obtienen el resto de formulaciones de la línea de productos Piabeli se compone de más de veinte aceites y extractos de plantas, entre ellas la rosa mosqueta, el germen de trigo, la savia de abedul, el romero, el clavel… ¿Cuáles son los efectos de esta mezcla?

-A esa fórmula-base es a la que llamamos Línea de mantenimiento y sus componentes son la estructura común del resto de productos. Con ella lo que se logra es activar el riego sanguíneo periférico. Así, aplicada sobre la piel la crema o loción aporta a las células los nutrientes y el oxígeno necesarios para aumentar su vitalidad y capacidad de reproducción.

-Es fácil entender que activar el riego periférico ha de tener otros efectos colaterales. ¿Cuáles son?

-Pues por lo que he venido observando en estos treinta años y he contrastado con médicos y farmacéuticos lo que ocurre es que el mayor riego periférico hace que, por ejemplo, se elimine una mayor cantidad de células muertas y de toxinas que suelen quedar almacenadas en los tejidos, que se equilibre el pH de la piel y que se renueven más rápidamente las células de la epidermis dañadas por diversas patologías. Pero más allá de mejorar el aspecto de la piel la experiencia nos dice que estos productos ponen en marcha otros procesos importantes. Por ejemplo, se desencadena un potente proceso de drenaje, el cuerpo se desintoxica, se descongestiona el hígado, se activa el funcionamiento celular y, en general, se refuerzan todos los mecanismos de autocuración de que dispone el organismo y, por tanto, el cuerpo funciona mejor, la mente está más despejada y la persona se siente más sana.

-Pero, ¿sólo con las cremas? Los médicos, homeópatas, naturópatas, farmacéuticos, etc., con lo que hemos hablado nos han dicho que utilizan sus cremas pero dentro de un tratamiento global que incluye también homeopatía, dieta, etc.

-Digamos que, según afirman los profesionales de la salud que los están utilizando, mis productos lo que hacen es reforzar la tendencia del organismo a autocurarse. Es decir, lo que cura no son las cremas ni otros tratamientos sino el propio organismo. Estas cremas son pues una ayuda más igual que lo es una adecuada alimentación acorde con la genética de cada individuo o una vida saludable exenta de hábitos nocivos, actitudes ambas que recomendamos encarecidamente a las personas que empiezan a utilizar nuestros productos. Todos estos factores combinados conducen a los resultados tan espectaculares que estamos conociendo por boca de los propios usuarios y profesionales que los emplean.

-En el dossier que nos hizo llegar a la redacción –impactate, por cierto- hemos leído los testimonios de decenas de personas que afirman haber comprobado sobre sí mismos los buenos resultados terapéuticos que ofrecen los productos que comercializa. Incluso algunos refieren que se encuentran mucho más enérgicos y vitales. ¿Cómo puede ser esto?

-Porque todo su organismo funciona mejor. Por lo que me dicen los médicos, que son los que saben de estas cuestiones, mis productos resuelven o ayudan a resolver básicamente problemas dérmicos. Lo que ocurre es que al activar otros procesos más profundos también se produce la mejoría de otras patologías corporales y, por ende, emocionales o psicológicas. Es normal, por tanto, que refieran notar la piel más suave e hidratada, que se han reducido sus nódulos celulíticos, que se les cae menos el pelo, que dejan de notar pesadez en el estómago, que sus digestiones son más ligeras, que han aliviado el estreñimiento, los gases y la retención de líquidos, que notan más apetito, que se ha regularizado su funcionamiento intestinal, que duermen mejor y sin desvelarse, que se encuentran más ágiles, menos ansiosos o decaídos o que ha mejorado su humor, entre otras sensaciones positivas.

RESULTADOS ESPECTACULARES

-Antes mencionó que la Línea de Mantenimiento constituye la base de todo. ¿Puedes explicarnos para qué está indicada en cuanto a problemas de la piel se refiere?

-Para la limpieza, hidratación, nutrición, equilibrio y conservación de pieles sin patologías. Da igual que sean pieles normales, grasas, secas o mixtas. La crema y la loción de mantenimiento ayudan a prevenir el envejecimiento celular prematuro que en muchos casos provocan los malos hábitos y costumbres como el tabaco o las largas exposiciones al sol sin la debida protección. Pero también corrigen y eliminan las huellas del paso del tiempo como arrugas, flacidez, descolgamientos faciales, etc.

-¿Pero por qué? ¿Cómo lo hace?

-Gracias a los principios activos de las distintas plantas que contiene: vitaminas, minerales, taninos, flavonoides, proteínas, oligoelementos…. Es ideal pues para personas que necesitan recuperar la vitalidad y lozanía de sus pieles cansadas o envejecidas. Es más, atenúa en buena medida las arrugas, las patas de gallo, el “código de barras” de la boca, las antiestéticas bolsas de los ojos, las ojeras, los pequeños capilares rotos, el descolgamiento del mentón y la flacidez de la piel del cuello. También es una buena base protectora entre la piel y el maquillaje. Y suaviza durezas de codos, rodillas y talones con sequedad y propensos a agrietarse.

-La verdad es que si no hubiéramos visto los impresionantes testimonios gráficos que nos envió y no hubiéramos hablado personalmente con varios de ellos difícilmente la hubiéramos creído.¿Los resultados son visibles a corto plazo?

-Yo diría que de forma casi inmediata. Desde las primeras aplicaciones los efectos positivos son perfectamente observables a simple vista. Para su mayor efectividad aconsejamos en cualquier caso, sea cual la patología dérmica, no combinar nuestros productos con otros cosméticos, beber como mínimo dos litros de agua al día y evitar el tabaco y el alcohol así como los alimentos picantes, los muy salados o muy ácidos, los mariscos y mantener una dieta sana y equilibrada además de evitar largas exposiciones al sol para prevenir el envejecimiento prematuro y los problemas de pigmentación.

-Precisamente entre sus productos vemos que hay una línea repigmentante. ¿Son muy demandadas estas cremas y lociones tan específicas?

-La verdad es que sí. Como es fácil de suponer está pensada para restablecer el equilibrio de las células afectadas por cualquier tipo de deficiencia de pigmentación. Es el caso, por ejemplo, de los afectados por vitíligo. En algunas personas incluso se han llegado a repigmentar las cicatrices producidas por cortes o quemaduras.

-Algunos de los médicos y farmacéuticos con los que hemos hablado sobre sus productos nos han contado que se aprecia rápidamente una mejoría considerable en los casos de patologías dérmicas… cuando las cremas se combinan con otros abordajes terapéuticos. Es decir, que lo consideran un coadyuvante muy eficaz. En el caso del vitíligo, ¿qué testimonios ha recogido?

Hemos observado que, aplicando sobre la piel el producto y exponiéndola de forma controlada al sol, primero se produce un leve enrojecimiento de la zona afectada por el vitíligo y después aparecen unos pequeños puntos oscuros parecidos a lunares que poco a poco van aumentando de tamaño hasta cubrir por completo dicha zona.

-¿De cuánto tiempo estamos hablando?

-Depende del caso pero lo normal es que no sean más de 9 meses. El proceso se acelera a medida que va aumentando el tiempo que se lleva aplicando la crema y el número de exposiciones a los rayos solares. Lo que sí le puedo decir es que se ha observado que la repigmentación es más rápida en cara y cuello y que tarda más en manos y pies pero la efectividad es la misma.

-¿Cuándo debe aplicarse esta crema repigmentante? ¿Sólo en verano?

-Los médicos que la están utilizando recomiendan su aplicación periódica durante todo el año, incluso en invierno. De esa forma la piel se va acondicionando y preparando para cuando en primavera se empiecen a recibir los primeros rayos de sol de cierta intensidad. Entonces los resultados llegarán aún más rápido.

-También se producen problemas por exceso de pigmentación. Hablamos de manchas oscuras, manchas solares, de vejez, pecas, manchas de paño, manchas propias del embarazo o las producidas por la toma de algunos medicamentos como los anticonceptivos o los antibióticos. Para ellas propone usted su Línea antimanchas. ¿Podemos saber cuáles son sus componentes principales?

Además de los contenidos en la fórmula-base tanto la crema como la loción antimanchas están reforzadas por limón, eucalipto, melisa y abedul -de efecto dermolimpiador y revitalizante- y por aceite de germen de trigo -que destaca por su alto contenido en vitamina E y supone una eficaz herramienta en la lucha contra los radicales libres además de ayudar a restablecer el equilibrio en las zonas con exceso pigmentario-. Básicamente esta línea pretende eliminar manchas de la piel, restablecer el equilibrio pigmentario y mejorar la calidad de la epidermis que está pasando por procesos descamativos. Pero además de los excelentes resultados en el tratamiento de manchas también nos han llegado referencias de que los productos son eficaces en el tratamiento de la dermatitis, el lupus, la rosácea y la micosis. En el caso del lupus una farmacéutica que comercializa nuestros productos nos ha referido el caso de una persona en la que la enfermedad desapareció después de sólo cuatro meses de tratamiento combinando nuestra loción corporal y la línea antimanchas.

-Desde luego las fotografías que nos ha hecho llegar con el antes y el después de personas que padecían rosácea son espectaculares. ¿Cuánto tiempo separa ambas situaciones?

-Dependiendo del caso, entre 3 y 9 meses. Como sabe la rosácea es una enfermedad que cursa con aumento de capilares en la capa externa de la piel que dan a la cara un color rojizo característico. Esos capilares se vuelven tortuosos y terminan por romperse. Pues bien, lo que hacen mis productos en este caso es absorber los restos sanguíneos, normalizar la circulación periférica y eliminar el desagradable tono rojo-violáceo que adquiere la piel del afectado. Pero para ello han de producirse una serie de “crisis curativas” con descamaciones y pústulas, es decir, empeoramientos momentáneos del aspecto de la piel que son sólo el preludio de una mejoría. Gracias a ellas lo que está causando la patología brota completamente hacia el exterior de la piel y se puede restablecer su equilibrio.

-Otra de las patologías dérmicas que al parecer mejoran más rápidamente con sus productos es el acné. De hecho, algún doctor nos ha llegado a decir que considera sus cremas las mejores para tratar este problema juvenil. ¿A qué se debe su eficacia?

-Bueno, si me lo permite empezaré explicando que, por lo que he podido comprobar, el acné no es más que el síntoma de un desorden del conjunto que forman el folículo y la glándula sebácea. La patología se debe a que se produce y persiste un incremento de la secreción de grasa que no puede salir al exterior porque el conducto por el que tendría que hacerlo está obstruido. Además esta situación se ve agravada por la presencia de bacterias y por factores hormonales propios de la edad y/o el sexo del paciente. Al aplicar la loción y la crema de la Línea juvenil, que es la que conviene en este caso, se estimula el riego periférico y se produce en la dermis una alta concentración de células defensivas. Gracias a la mejora de la circulación se producirá una paulatina afluencia de toxinas acneicas a modo de espinillas a la epidermis. Ésta es la “crisis curativa”. Luego, poco a poco, irá desapareciendo el aspecto violáceo y abultado de los granos y se mitigarán -o incluso desaparecerán- los signos de cicatrices y oquedades que suele dejar tras de sí este trastorno. En algunos casos se ha producido incluso la recuperación del tejido epitelial perdido sin utilizar antibióticos o corticoides y sin observar recidivas.

-¿La Línea juvenil que menciona es exclusiva para el tratamiento del acné?

-También funciona con los puntos negros y las espinillas. Para las tres cosasse formuló inicialmente. Lo que pasa es que con el tiempo hemos observado que además es útil como atenuante y reafirmante para las piernas con tendencia a la rotura de capilares, con estrías, con varices o con inflamaciones y que alivia la sensación de pesadez de las extremidades inferiores. También colabora en el cuidado de las uñas y de las manos y pies resecos o con descamación.

-Volvamos si no le importa a las patologías dérmicas y, en concreto, a una que afecta a muchas personas: la psoriasis. Tenemos entendido que sobre ella también tiene usted testimonios impresionantes. ¿Se producen de igual forma esas necesarias “crisis curativas” que describía antes?

-Así es. Es más, hemos observado que al aplicar nuestros productos se extienden las zonas afectadas por psoriasis. ¿Por qué? Pues porque al activarse la circulación sanguínea en la piel brotan hacia el exterior la lesiones psoriásicas más intensas y con mayor cantidad de toxinas que han permanecido como ancladas en capas más profundas. Ello provoca una intensa descamación tras la cual las placas de psoriasis van perdiendo su volumen inicial y se convierten en un fino polvillo que se cae y que deja entrever un epitelio renovado y libre de lesiones. Durante ese periodo pueden manifestarse nuevas crisis curativas pero siempre con una intensidad menor que la primera. Pero, ¡ojo!, porque en este caso –también en los demás pero en el caso de la psoriasis especialmente- es importante cuidar la alimentación porque alimentos a los que sin saberlo se es intolerante pueden ser uno de los factores que precipiten la manifestación de la enfermedad.

-¿Hasta qué punto?

-Pues hasta el punto de que, por ejemplo, conozco a una persona que lleva 8 años sin haber sufrido ningún brote de psoriasis porque ha adquirido los hábitos alimenticios adecuados a su genética, es decir, ha dejado de atacar e intoxicar su organismo al no ingerir alimentos a los que era intolerante o no metabolizaba bien. Así de sencillo. Además la ingesta de agua es fundamental para hidratar las células y de ese modo ayudar a equilibrar el metabolismo celular y el pH. Piense esto: nuestra piel refleja lo que comemos y lo que no comemos.

-También nuestro cabello es un buen escaparate de la calidad de nuestra alimentación. Su fortaleza o debilidad está, sin duda, muy relacionado con lo que comemos. Entendemos que por eso también recomienda mantener una dieta sana y equilibrada a quienes adquieren la Línea revitalizante del cabello. ¿Estamos en lo cierto?

-Sí. Mire, esta línea pretende reforzar los cabellos frágiles y corregir procesos descamativos del cuero cabelludo así como problemas de alopecia y caída. Para ello contiene, entre otros muchos ingredientes naturales, aceites esenciales de capuchina, abedul y savia que junto con los otros componentes de la fórmula-base activan el riego periférico revitalizando así la función renovadora de los cabellos frágiles, sin vida o con frecuentes caídas ya que ayuda a restablecer bulbos debilitados o anémicos al aportarle una mayor cantidad de nutrientes. Pero estos nutrientes han de ser de calidad, es decir, ajustados a los que la persona digiere y metaboliza sin problemas.

-También sabemos que comercializa una línea específica para la piel masculina, especialmente la del rostro que tantas agresiones sufre con el afeitado diario.

-Y también es muy demandada porque es calmante, desinfectante y muy fresca. Los varones que la utilizan nos cuentan que proporciona un alivio inmediato a la piel que se inflama y enrojece después del afeitado.

-Hablemos ahora de la crema y la loción de su Línea corporal. Nos han asegurado que sirve para perder grasa y que si se aplican en el vientre o en la ingle los resultados son aún más rápidos. Incluso se afirma que permite reducir la celulitis y la retención de líquidos. ¿Puede hablarnos de ello?

-Con mucho gusto. Verá, lo primero que debo decir es que se trata de una crema y de una loción que tienen efectos complementarios ya que si la loción es un excelente activador de la circulación periférica con efecto anticelulítico y reductor del volumen corporal la crema tiene una marcada acción hidratante y reafirmante del tono muscular. Y hemos comprobado que los resultados son muy notables, especialmente en casos de retención de líquidos y de piel de naranja. Además elimina la sensación de cansancio, mejora las estrías y deja la piel más tersa. También está indicada para aliviar las irritaciones producidas después de la depilación –sea cual sea el método empleado-. Asimismo favorece la salida a la superficie dérmica de los pelos enquistados. Y no sólo eso: es una excelente aliada en la limpieza y cuidado de pieles resecas y con descamación además de fortalecer las uñas que tienden a quebrarse. Puede aplicarse como tónico bien después del baño, bien al acostarse, utilizándolo en las zonas donde se desea reforzar su acción.

Es igualmente beneficiosa en problemas digestivos como ardor de estómago, gases, estreñimiento, digestiones lentas y pesadas y otros problemas como insomnio, apatía, fatiga y sensación de cansancio, irritabilidad, reglas difíciles, varices, hemorroides, quistes sebáceos, estrés y dolores musculares. Pero lo más sorprendente es que todos esos efectos se obtienen aplicando la loción corporal en el vientre o en la ingle, es decir, que no hace falta que la aplicación sea local. Empapando un algodón en la loción corporal y mojando con él dichas zonas se ponen en marcha los procesos que hemos descrito y que conducen a una mejoría del estado general de salud.

¿Por esos efectos es por lo que la Línea Corporal se recomienda como complemento de cualquiera de las otras líneas más específicas?

-Así es. Lo hacemos porque sabemos que refuerza el efecto de las otras y provoca que los resultados sean evidentes en mucho menos tiempo.

HACIA LA DEMOSTRACIÓN CIENTÍFICA

-¿Después de tantos años sigue usted investigando?

-Sí, no dejo de hacerlo. Ahora estamos probando un nuevo producto que podría resultar aún más efectivo. El tiempo dirá.

-¿Cuál es el siguiente objetivo?

-Demostrar científicamente lo que llevo años observando y me refieren distintos profesionales de la salud. Verá, como sabe toda modificación surgida en la dermis, ya sea saludable o nociva, guarda una relación directa con el estado de salud de las diferentes vísceras y órganos porque el cuerpo funciona y se organiza como un todo. Por tanto, es evidente que todo problema manifestado en la dermis es una proyección al exterior de nuestro mal funcionamiento orgánico. Lo que quiero es poder demostrar que estos productos son eficaces para tratar cualquier afección cutánea y, por extensión, muchas dolencias de carácter interno. No porque tenga acción directa sobre ellas sino porque logra activar la circulación de los capilares sanguíneos y poner en marcha poderosos trenes de drenaje que acaban descongestionando y desintoxicando todo el organismo lo que refuerza los sistemas de autocuración. Ésa es mi pretensión.

-Suerte en ese empeño y gracias.

-A ustedes.

 

L. J.
 

Este reportaje aparece en
77
Noviembre 2005
Ver número