Investigaciones recientes avalan los descubrimientos de Fernando Chacón, creador del Bio-Bac

Las propiedades anticancerígenas de proteínas derivadas de bacterias del género Bacillus están hoy publicadas en numerosos trabajos científicos pero resulta que tal posibilidad terapéutica la dio ya a conocer el investigador y microbiólogo español Fernando Chacón Mejías, creador del Bio-Bac, hace ya más de cinco décadas. Es más, fue quien planteó la hipótesis que el origen de la vida en la Tierra está en una serie de enzimas (proteínas) sin código genético que al agruparse dieron lugar al ADN; proteínas que por eso consideró enzimas vivientes y denominó como protobios primero y pribios después. Lo mismo que descubriría luego que tales enzimas están presentes aún en el interior de determinadas bacterias del género Bacillus y tienen sorprendentes propiedades terapéuticas, especialmente en cáncer; de hecho en 1974 pidió la patente de una vacuna para el cáncer.

Este reportaje aparece en
175
Octubre 2014
Ver número