REPORTAJES DSALUD NOTICIAS DSALUD
   
    

 
     NOTICIAS
NÚMERO 148 / ABRIL / 2012

NOTICIAS / ABRIL / 2012


Dura crítica al documento del Ministerio de Sanidad sobre las terapias naturales

Como nuestros lectores habituales recordarán el Ministerio de Sanidad, Política Social e Igualdad dio a conocer en diciembre del 2011 un documento sobre la situación de las terapias naturales en España que refleja una visión sesgada de la realidad que ignora los miles de trabajos científicos existentes sobre ellas y minusvalora gratuitamente los resultados que se obtienen y -lo que es aún más grave- a quienes las ejercen sabiendo que muchos de ellos son médicos; de ahí que publicáramos en el nº 146 un contundente artículo bajo el título El Ministerio de Sanidad descalifica gratuitamente las terapias naturales que el lector no habitual puede leer en nuestra web: www.dsalud.com. Pues bien, poco tiempo después tres conocidos y prestigiosos médicos españoles que llevan años practicando la Acupuntura –A. Carlos Nogueira Pérez, Javier Álvarez Martínez y Alberto Sacristán Duque- darían a conocer un manifiesto público de rechazo al documento ministerial que reproducimos íntegramente por su interés dado que los medios controlados por la industria farmacéutica no han querido –o podido- hacerse eco de él. Este es su texto:
“A través del presente comunicado los abajo firmantes, profesionales sanitarios que practican las Medicinas Naturales con responsabilidades docentes en instituciones universitarias y una larga experiencia de más de 30 años de práctica clínica y docente en Acupuntura, manifestamos no estar de acuerdo con la afirmación de que la Acupuntura actúe mediante el desencadenamiento del denominado “efecto placebo”. Ello demuestra una absoluta falta de conocimiento sobre la materia y nos hace pensar en la existencia de otro tipo de intereses ajenos a la realidad social y la evidencia científica. Dos largos años para llegar a esas conclusiones -hechas públicas el día antes del relevo político en la cartera del Ministerio de Sanidad y Consumo- nos confirma la eterna sospecha de las dificultades que a nivel político supone la regulación de este sector. Precisamente con la Sra. Leire Pajín, cuando estaba en la oposición, mantuvimos varias reuniones dirigidas a buscar una solución que permitiera dicha regulación ya que su partido político quería introducirla en el programa electoral al considerarlo un importante avance social. Ya antes, en el primer gobierno de Felipe González, se creó una comisión interministerial dependiente del Ministerio de Sanidad en la cual participamos como ponentes y en aquella ocasión el informe fue favorable instándose a proceder a la regulación académico-sanitaria del sector pero luego durmió el ‘sueño de los justos’ que es el limbo al que suelen ir las ‘patatas calientes’ políticas.

ANTECEDENTES HISTÓRICOS
La Acupuntura es la medicina más antigua que se conoce siendo en el siglo II a.C. cuando se recopilaron los conocimientos de transmisión oral entre maestros y discípulos sobre esta materia que datan de entre 3000 y 4000 a.C., época de la denominada Era de los Emperadores Míticos. A lo largo de la historia se han escrito y recopilado cientos de libros sobre el tema en los países de origen de esta medicina - fundamentalmente en China- y miles más en Occidente desde los años cincuenta del pasado siglo XX hasta la actualidad. La bibliografía es tan extensa que citarla sobrepasaría el objeto de este comunicado. No obstante y para conocimiento general de todos los que sean nombrados expertos o formen parte de los comités o grupos de trabajo aconsejamos el manejo de la bibliografía de los clásicos más importantes de la Medicina Tradicional China.
1º) Nei Jing Su Wen (200 a.C.) o Cuestiones simples de textos de Medicina Interna del Emperador Amarillo Huan Di.
2º) Zheng Jiu Jia Yi Jing oEl ABC de la Acupuntura y la Moxibustión deM. de Huang Fu Mi(259 d.C.).
3º) Colección General de Asistencia Sabia. Manual Oficial de Acupuntura y Moxibustión de la Escuela de Medicina Imperial de Shen Ji Zhong Lu.Dinastia Song (1111 a 1117).
4º) Zheng Jiu Zi Sheng Jing. Libro de experiencias en Acupuntura y Moxibustión de Wang Zhi Zhong(1220).
5º) Zheng Jiu da Chang. Clásico de Acupuntura y Moxibustión de Xu Feng(1439).
6º) Zheng Jiu Ju Ying. Colección sobre lo mejor de la Acupuntura y la Moxibustión deGao Bu(1529).
7º) Zhen Jiu da Cheng. Gran enciclopedia de la Acupuntura y la Moxibustión de Yang Ji Zhou(1601).
Cabe recordar que el Gobierno de la República Popular de China mantiene un departamento de traducción a lenguas extranjeras dependiente del Ministerio de Educación y Salud donde tanto los clásicos como los nuevos textos y trabajos sobre investigación clínica y casuística se traducen y publican en los idiomas más utilizados en el mundo.

ARGUMENTACIÓN BIOFÍSICA
La idiosincrasia oriental no cuestiona los principios filosóficos de su medicina. Saben que funciona y la aplican considerando el método científico como una etapa evolutiva del conocimiento y no una premisa absoluta para su aplicación. Exactamente lo mismo que ha ocurrido con todas las etnomedicinas a lo largo de los siglos.
La visión occidental es exactamente la contraria motivando que sistemáticamente sean rechazados todos los métodos propuestos aunque su evidencia sea tan patente como que la Acupuntura y sus técnicas afines conforman el método terapéutico de primera intención o el tratamiento complementario para más de la mitad de la humanidad.
Modificar el espíritu mecanicista que impregna nuestro conocimiento académico y sanitario y entrar en una nueva concepción integradora sólo es posible a través de la Bioenergética, disciplina que estudia las interacciones de la energía con la estructura viva.
La ciencia moderna, desde el desarrollo de las ciencias biofísicas -sobre todo a partir de la Física Cuántica-, entiende que toda reacción química necesita un aporte energético para poder realizarse. De esa forma y sabiendo que materia y energía son una misma cosa en diferente estado de manifestación se concluye que actuando sobre los campos energéticos humanos se pueden inducir respuestas bioquímicas. Por eso conociendo tales mecanismos se pueden corregir alteraciones biológicas y actuar terapéuticamente. A fin de cuentas la Acupuntura es una disciplina médica que explica biológicamente las interacciones energo-químicas.
Y eso es lo que pretende el acupuntor mediante las herramientas adecuadas: agujas, moxas, ventosas, aparatos detectores de campos electromagnéticos (meridianos y puntos de acupuntura), electroestimuladores para la analgesia y la anestesia (anestesia quirúrgica), biomedidores capaces de determinar el nivel de resistividad o de conductividad bioeléctrica (exactamente igual que la medicina occidental utiliza diversos métodos de diagnóstico bioeléctrico), etc. De hecho no se pueden negar los efectos que sobre el organismo ejercen las diversas manifestaciones energéticas; como los rayos solares (infrarrojos, ultravioletas, ionizantes, etc.), los sonidos (Musicoterapia), los colores (Cromoterapia), los olores (Aromoterapia), los agentes climáticos (Crioterapia, Termoterapia, etc.) o las emociones (la tristeza, el deseo desmedido, el miedo, la ira o bien la alegría, la templanza, el amor…).
Somos entes eminentemente energéticos y respondemos biológicamente a los influjos energéticos del medio en el cual vivimos. Conocer estos mecanismos de interacción y entender el adagio chino de que ‘a buena energía, buena química’es lo que pretende el acupuntor en su práctica clínica. Sin duda las emociones, como manifestaciones energéticas, producen reacciones capaces de modificar el estado bioquímico del ser humano. A un enamorado no se le inyecta testosterona en los momentos de la relación; ni adrenalina o serotonina en los momentos de la conquista.
Pues bien, todas estas premisas permiten hacer los siguientes RAZONAMIENTOS:
1º) La Acupuntura y sus técnicas afines han sido y siguen siendo la medicina oficial en algunos países orientales y una gran parte de la población occidental ha utilizado o utiliza estas técnicas. No es posible que la mitad de la humanidad, desde hace siglos, utilice esta medicina y ahora, de repente, unos expertos determinen e informen de que su falta de soporte científico no la hace recomendable en el ámbito sanitario. Según datos aportados por la propia Organización Mundial de la Salud (OMS) en China esta medicina representa cerca del 40% de toda la atención prestada; y en países como Alemania y Reino Unido el 70% y el 90% -respectivamente- de las clínicas del dolor utilizan la Acupuntura como técnica complementaria.
2º) Se establece un serio problema de tipo cultural y político en relación con otros países occidentales en los cuales la Acupuntura se estudia en universidades y está regulada; como ocurre en Estados Unidos o Chile, por citar algunos ejemplos.
3º) Los colegios oficiales de las diversas áreas de profesionales sanitarios tienen secciones colegiales integradas por profesionales que utilizan la Acupuntura como recurso terapéutico complementario o alternativo. Y no es creíble que esos sanitarios se hayan dejado embaucar por algún ‘maestro místico’ y ejerzan la Acupuntura basándose exclusivamente en un pretendido efecto placebo. Tales profesionales de la salud tienen mucho que aportar a tan extraño comunicado ministerial.
4º ) Se entiende que el efecto placebo puede y debe darse como parte importante de un tratamiento integral donde el ‘efecto de la bata blanca’ influye de manera determinante en las reacciones psicológicas del individuo pudiendo somatizar estados que favorezcan la capacidad de auto-reparación inherente todo ser pluricelular -en especial el ser humano- pero los animales no entienden de ‘batas blancas’ ni de protocolos y por tanto no puede existir en ellos efecto placebo. Sin embargo uno de los campos más investigados y con mejor repuesta terapéutica es la Acupuntura Veterinaria. Y lo mismo cabe decir de la Acupuntura Pediátrica.
5º) Si revisamos la bibliografía científica publicada en todo el mundo sobre las técnicas bioenergéticas aplicadas a la salud -a pesar de la falta de recursos oficiales ya que éstos se dedican básicamente a la investigación farmacológica-, sobre todo en países orientales como China, Japón, Corea y otros, no queda más remedio que concluir que o bien todos esos científicos están equivocados o bien el llamado ‘grupo de trabajo’ ministerial no conoce la realidad del tema.
6º) La Acupuntura ha demostrado su validez terapéutica en un ‘tribunal’ tan riguroso como la FDA norteamericana.
7º) La OMS ha hecho especial hincapié en la necesidad de apoyar la investigación sobre la Acupuntura y su aplicación adecuada. Ya en 1991 la 44ª la Asamblea de la OMS instó a los estados miembros a introducir medidas para su reglamentación y control.
8º) Publicaciones de divulgación científica de tanto prestigio como el JAMA (Journal of the American Medical Association) o The Lancet se ocupan con cierta frecuencia en sus editoriales de resaltar algunos de los efectos biológicos constatados de las medicinas no convencionales y a refrendar su utilidad y su validez.
9º) En numerosas universidades de todo el mundo occidental -España incluida- se ofrecen estudios de postgrado en esta materia en forma de Máster, Especialista o Experto. Hay miles de profesionales con formación académica universitaria convencidos de la acción terapéutica de la Acupuntura (aunque todavía exista un largo camino de investigación por recorrer como en todas las ciencias) que entienden los mecanismos biológicos y los sólidos principios biofísicos que permiten una acción terapéutica tan eficaz que puede ser ejercida como herramienta complementaria o como medicina alternativa. Esto último ocurre en multitud de cuadros ‘idiopáticos’ (un elevado tanto por ciento de los diagnósticos ambulatorios); como por ejemplo en fibromialgia, fatiga crónica, algunos cuadros de dolor osteomuscular, cefaleas o trastornos del sueño, de la libido, de la personalidad. En todos ellos la Acupuntura se erige a menudo como tratamiento de primera elección.
10º) Que el informe de los expertos del Ministerio concluya que a veces la Acupuntura actúa mediante el desencadenamiento de un efecto placebo basado en la comparación entre acupuntura sobre puntos reales o sobre puntos aleatorios (Informe Cochrane) sólo demuestra un cierto desconocimiento -probablemente interesado- de que cualquier ‘agresión’ -y la inserción y manipulación de agujas no deja de serlo- provoca mecanismos de respuesta antiálgica de tipo endorfínico. Lo que permitiría explicar el pretendido efecto placebo.

 INTENTO RECIENTE DE REGULACIÓN EN ESPAÑA 
 En Cataluña, siendo Consejera de Sanidad Dª Marina Geli y después de años de denodado esfuerzo y trabajo por parte de diversas comisiones de expertos, el Gobierno de la Generalitat consensuó un Proyecto de Ley que posteriormente fue impugnado y rechazado a nivel estatal. Cuando entre los miembros de las comisiones de expertos -acudimos a ella invitados- figuraban profesionales -tanto sanitarios como parasanitarios- con largas trayectorias profesionales y experiencia en este campo así como profesores, centros de enseñanza, etc. Se pudo así dar una visión mucho más amplia de la verdadera problemática política y social generada por la creciente demanda de estos recursos y la falta de profesionales adecuadamente formados que pudieran ejercerlas con garantías y competencia.

EN CONCLUSIÓN 
Instamos a los ‘expertos’ y responsables políticos del Ministerio de Sanidad a que no se cometa de nuevo el mismo error de siglos pasados. Recuérdese aquel comentario de ‘Y, sin embargo, se mueve’. No se prendan pues más hogueras y hágase frente al poder de los grandes emporios económicos que sistemáticamente compran o alquilan voluntades. La sociedad ya ha sufrido a suficientes inquisidores”.

 

Amianto: dieciséis años de cárcel para el dueño y un administrador de la empresa suiza Eternit

Un tribunal de Turín (Italia) presidido por el juez Giuseppe Casalbore ha condenado a 16 años de cárcel y al pago de 170 millones de euros de indemnización –que irán a las familias de los 4.500 afectados personados- al magnate suizo Stephan Schmidheiny -ex propietario del grupo Eternit- y al belga Jean-Louis Marie Ghislain de Cartier de Marchienne- administrador de la filial italiana de la empresa- por “desastre doloso” y “omisión dolosa de medidas de seguridad” ya que el polvo de amianto procedente de las cuatro fábricas que la compañía tenía en sendas localidades italianas hizo enfermar de cáncer a miles de personas entre 1976 y 1986 -bien porque trabajaban en ellas, bien porque vivían cerca- llevando a muchas a la muerte. La sentencia abre el camino a reclamaciones similares en la Unión Europea. En España hay de hecho casos similares pendientes de sentencia en los tribunales; entre ellos la demanda de 40 trabajadores de Uralita contra su empresa por las fábricas que la misma tenía en Getafe y Ciempozuelos (Madrid).
Lo cierto es que numerosos colectivos ecologistas llevan décadas reclamando que se prohíban el amianto y el mercurio -entre otras sustancias tóxicas- en la industria. El amianto sería finalmente prohibido en la Unión Europea en 2005 pero no en el resto del mundo donde se sigue –criminalmente- utilizando. Y es que las grandes multinacionales siguen haciendo en buena medida lo que les da la gana. De ahí que Ecologistas en Acción haya recientemente exigido –no pedido- la inmediata creación de un Tribunal Internacional que pueda “juzgar las responsabilidades de las empresas multinacionales que convierten el trabajo en lugares de inseguridad, enfermedad y muerte así como el medioambiente en un vertedero”, una instancia ante la que las víctimas puedan presentar sus denuncias y demandas de justicia, individuales y colectivas. Pidiendo asimismo la reforma de la Corte Penal Internacional para que se amplíen sus competencias y pueda ocuparse de los crímenes contra el medio ambiente además de los ya previstos contra los derechos humanos.
De hecho la Organización Mundial de la Salud (OMS) acaba de reconocer que uno de cada cinco europeos muere de alguna enfermedad asociada al medio ambiente. Y que cada europeo pierde ya 8,6 meses de esperanza de vida. Así se afirma en el informe sobre inequidades en salud medioambiental en Europa elaborado por el Centro para el Medio Ambiente y la Salud  de la Oficina Regional europea de la OMS.

 

Afirman que la mayor parte de los tratamientos para el dolor lumbar, cervical o de hombro son ineficaces

En España se podrían estar gastando anualmente 75 millones de euros en tratamientos ineficaces para el dolor lumbar, cervical o de hombro. Tal es al menos la extrapolación que tras estudiar el caso de Canarias hacen en un informe publicado en la revista BioMed Central Musculoskeletal Disorders la Agencia de Calidad delSistema Nacional de Salud, la Fundación Canaria de Investigación y Salud, el Instituto de Salud Carlos III y la Fundación Kovacs. Y esos tratamientos que ahora se nos dice son ineficaces y llevamos muchos años pagando son la onda corta, la estimulación eléctrica, los ultrasonidos, la magnetoterapia, la termoterapia, el láser cutáneo y otros. Algo que Francisco Kovacs -coautor del estudio y director de la Red Española de Investigadores en Dolencias de la Espalda (REIDE)- y Juan José Rodríguez Sendín -presidente de la Organización Médica Colegial- han puesto de manifiesto para que en la actual situación de crisis el Gobierno “tome nota”. "Antes de imponer un copago con el que probablemente se gastaría más de lo que se ahorraría se debe evaluar qué se está haciendo mal y qué hay que hacer para evitar el mal uso del dinero", declararía Kovacs. Agregando Rodríguez Sendín: "Sólo los medicamentos pasan por un sistema de evaluación previo pero no ocurre así con la tecnología médica". ¿Y por qué? Según Francisco  Kovacs porque "se trata de decisiones arbitrarias o políticas; se aplican tal cual, sin estudios".
¿Y por qué dicen que tales tratamientos son ineficaces? Pues porque su eficacia no se ha demostrado “científicamente”. Bien, pues en tal caso que se retiren todos los “dispositivos médicos o sanitarios” que estén en la mima situación; es decir, ¡la inmensa mayoría! Y de paso que se retiren todos los fármacos que no prevengan o curen ninguna enfermedad; es decir, casi todos. Porque todos cuentan con numerosos ensayos clínicos científicos pero ninguno demuestra que prevengan o curen algo. Son simplemente fármacos paliativos -y encima altamente iatrogénicos- y por tanto su uso no se justifica en casi ningún caso.
Y es que el grado de histerismo de la gran industria farmacéutica ante esa realidad empieza a ser preocupante. De hecho tienen ya que recurrir a desprestigiar todo lo que no sean fármacos sintéticos patentados… con los peones que tienen instalados en el sistema sanitario. Patético.

 

Exigen de nuevo la retirada del Wi-Fi de las escuelas

El colectivo Escuela sin Wi-Fi volvió a pedir a mediados de febrero pasado al presidente del Gobierno Mariano Rajoy, a los ministros de Sanidad y Educación y, en general, a toda la clase política que atiendan las recomendaciones que sobre la exposición de la población a radiaciones electromagnéticas se plasmaron en la Resolución 1815 de mayo de 2011 en la que la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa insta a los estados miembros a proteger la salud de la población -especialmente la de los niños- frente a radiaciones de alta frecuencia como las emitidas por Wi-Fi instando a dar preferencia en las escuelas a las conexiones por cable frente a las inalámbricas. Recomendación avalada por la decisión de la Agencia Internacional para la Investigación del Cáncer (IARC) –organismo dependiente de la Organización Mundial de la Salud (OMS)- tomada el 1 de junio de 2011 de clasificar las radiaciones de los Wi-Fi, los móviles, las antenas de telefonía, los DECT, radares y otros dispositivos como “agentes cancerígenos para humanos del tipo 2B tras valorar más de 2.000 estudios.
“El colectivo Escuela sin Wi-Fi -se dice en el comunicado- exige al Gobierno central medidas concretas para disminuir significativamente los niveles de contaminación electromagnética a los que está expuesta toda la población de forma indiscriminada, afectando de manera especial a niños-as y adolescentes.
Debe establecerse por ley para los niños-as en general –y especialmente en las escuelas- el uso de sistemas de acceso a internet a través de conexión por cable en lugar de la conexión inalámbrica WiFi como impone cada uno de los convenios firmados por el anterior ministro de Educación -el Sr. Gabilondo- y los consejeros autonómicos de Educación así como regular estrictamente el uso de teléfonos móviles por los y las escolares en el recinto escolar; y la sustitución de teléfonos DECT por teléfonos con cable. Pedimos además que por ley se declaren las escuelas “Zona Blanca”,sin contaminación electromagnética”.
El comunicado añade: “Tal y como se pide en la Resolución 1815 se deben diseñar e implementar en el ámbito de los diferentes ministerios -Educación, Medio Ambiente y Sanidad- campañas de información dirigidas a enseñantes, padres y madres y niñas-os sobre el buen uso de las tecnologías de la información a fin de evitar los riesgos específicos del uso precoz, indiscriminado y prolongado de los teléfonos móviles y otros dispositivos que emiten microondas; todo ello con la participación de las asociaciones de afectados-as”.
El colectivo Escuela sin Wi-Fi afirma contar ya en su seno con organizaciones sociales como Ecologistas en acción -con más de 300 grupos-, la Confederación Española de Asociaciones de Vecinos (CEAV) -con más de 3.000 asociaciones-, la Federación Regional de Asociaciones de Vecinos de Madrid (FRAVM) -con 250 asociaciones- y la Plataforma estatal contra la contaminación electromagnética así como con numerosas organizaciones de afectados de Andalucía, Aragón, Asturias, Canarias, Castilla y León, Euskadi, Galicia, Madrid, Navarra y Murcia además de muy diferentes colectivos; como la Organización para la Defensa de la Salud -integrada dentro de la Fundación Vivo Sano- o la World Association for Cancer Research (WACR) (véase la relación en www.escuelasinwifi.org/colectivos.html).

 

Johnson & Johnson vendió en España prótesis de caderas defectuosas… sabiéndolo

La multinacional Johnson & Johnson distribuyó en 70 hospitales públicos y privados españoles prótesis de cadera defectuosas comercializadas como ASR hasta agosto de 2010 aun cuando un año antes la FDA las había rechazado por no considerarlas seguras. Es más, vendió cerca de 93.000 unidades en todo el mundo a través de su filial Johnson & Johnson DePuy. En Gran Bretaña ha habido incluso que amputar piernas debido a tan lamentable producto según los abogados del bufete Irwin Mitchell que representa a afectados británicos y españoles. La Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios se limitó a emitir una alerta en octubre de 2010 explicando simplemente que la prótesis puede aflojarse en los cinco años siguientes a su implantación pero no exigió su retirada. Al parecer la fricción que genera su uso provoca que restos de la aleación cromo-cobalto pasen a la sangre contaminándola y provocando inflamaciones y necrosis.
Obviamente que nadie espere que alguno de los ejecutivos de esa multinacional o de los responsables de nuestro sistema sanitario implicados puedan pagarlo con la cárcel. Eso no pasa nunca.

 

Los somníferos pueden provocar cáncer y llevar a la muerte

Los fármacos que tantos médicos inconscientes recomiendan para tratar el insomnio –las benzodiacepinas, los barbitúricos y los antihistamínicos sedativos, entre otros- pueden provocar cáncer y/o llevar a la muerte. Al menos así parece indicarlo un reciente estudio coordinado por Daniel Kripke en el Centro del Sueño Viterbi de San Diego (California, EEUU) -publicado en la edición electrónica del British Medical Journal Open- según el cual su consumo incrementa significativamente el riesgo de padecer cáncer y cuatro veces el riesgo de muerte. El trabajo estudió a más de 10.500 estadounidenses con diversas patologías a los que se prescribieron esos fármacos durante dos años y medio –de media- comparándose luego los datos con los de un amplio grupo de control. Pues bien, según este estudio basta tomar 18 dosis en un año para que la probabilidad de fallecer sea 3,5 veces superior; riesgo que pasa a ser cuatro veces mayor si las dosis ingeridas están entre 18 y 132 y cinco veces si se ingieren más. Además en todos los casos se apreció un incremento del riesgo de sufrir distintos tipos de cáncer; mayor cuando más dosis se ingieren. Y ahora consuma usted somníferos si no le importa la vida; son legales y se consideran “científicamente” eficaces y “seguros”.

 

Nuevos peligros de los fármacos para bajar el colesterol

Los fármacos para bajar el colesterol –las vergonzosamente recetadas estatinas- también pueden provocar hiperglucemia y pérdida de memoria. Así lo acaba de admitir laFDA –es decir, la agencia de drogas y alimentos estadounidense- que ha pedido a los fabricantes que incluyan estos efectos secundarios en los prospectos. Y eso incluye a fármacos tan conocidos como el Lipitor de Pfizer, el Crestor de AstraZeneca y el Zocor de Merck & Co. Eso sí, con la falsa excusa de que ayudan a reducir significativamente el riesgo de infartos y otras enfermedades cardiovasculares la FDA no recomienda a los que los están tomando que los dejen. "El valor de las estatinas en la prevención de las enfermedades del corazón es un hecho comprobado", declaró sin ruborizarse Amy Egan, Directora Adjunta de la división de seguridad de la FDA para productos del Metabolismo y Endocrinología.
Por supuesto se trata de una farsa. Invitamos al lector a leer en nuestra web –www.dsalud.com- los artículos que con los títulos ¿Causan las estatinas recetadas para bajar el colesterol las enfermedades neurodegenerativas? y Las estatinas, además de peligrosas, no sirven para prevenir patologías publicamos en los números 91 y 131 respectivamente. Leyéndolos entenderá que jamás se ha demostrado que el colesterol sea causa de las patologías cardiovasculares y sabrá además que las estatinas pueden provocar numerosos y graves problemas de salud. Basta leer la entrevista que en el último reportaje citado hicimos a la doctora Stephanie Seneff -licenciada en Biofísica en el prestigioso Massachusetts Institute of Technology, considerado el centro más selectivo de Estados Unidos y una de las principales instituciones universitarias dedicadas a la docencia y a la investigación-, quien ha denunciado reiteradamente en los últimos años el riesgo innecesario que supone el consumo de estatinas.

 

Miles de profesionales se rebelan ante el intento de considerar trastornos mentales la timidez, la rebeldía o la tristeza de los niños

Más de 11.000 profesionales de la salud han firmado una petición -puede leerla en http://dsm5-reform.com- solicitando que se detenga la quinta edición del Manual Diagnóstico y Estadístico de Trastornos Mentales –auténtica biblia de la Psiquiatría publicada por laAsociación Psiquiátrica Estadounidense (APA por sus siglas en inglés)- para modificar su contenido. Y es que de no hacerse así cualquier niño triste, apático, tímido o rebelde podrá ser etiquetado a partir de ese momento de “mentalmente enfermo”. Y todo para poder medicarles y hacer negocio con ellos. Peter Kinderman, jefe del Instituto de Psicología de la Universidad de Liverpool, afirma al respecto: "Muchas personas que son simplemente tímidas, están desconsoladas por la muerte de un familiar o tienen vidas románticas poco convencionales van a verse de pronto  etiquetadas como mentalmente enfermas". Es más, se pretende convertir a todo abusador y violador en persona trastornada, es decir, en enferma; lo que les brindará la posibilidad de evitar la prisión al alegarlo como excusa ante los tribunales.
Invitamos al lector a leer en nuestra web –www.dsalud.com- los muchos artículos que hemos dedicado a este tema y especialmente los publicados en los números 118, 128 y 140 con los títulos –respectivamente- de La enfermedad de la rebeldía,¿Es la Psiquiatría una disciplina científica o una estafa? y Profesionales sanitarios se plantan ante ‘la Biblia de los trastornos mentales’”. Recordando que precisamente en el nº 140 ya adelantamos que numerosos psiquiatras, psicólogos clínicos, médicos de familia, psicoanalistas y trabajadores sociales -entre otros profesionales- habían creado un movimiento bautizado como STOP DSM cuyo objetivo era denunciar el intento de incluir en ese manual cualquier malestar emocional o psicológico para que se consideren a partir de su publicación una “enfermedad” que requiere medicación.
Realmente es esperpéntico. En 1840 sólo había una enfermedad de este tipo: el trastorno mental. Sin embargo en 1917 laAsociación Psiquiátrica Estadounidense ya hablaba de 59 trastornos mentales diferentes, en 1959 de 128, en 1980 de 227 y en 1994 de 350. Así que ahora quieren añadir muchos más. Y todo para vender fármacos inútiles y iatrogénicos. No hay la menor duda: la inmensa mayoría de los psiquiatras están mentalmente enfermos y son peligrosos.

 

Los escépticos del clima están a sueldo

El Heartland Institute de Estados Unidos -conocida organización no gubernamental con sede en Washington que desde 2008 organiza cada año la llamada Conferencia Internacional sobre Cambio Climático y pone en duda su realidad- lo financian –entre otros donantes anónimos-¡empresas ligadas al mundo del petróleo!; como Koch Industries, compañía especializada en servicios para la industria petroquímica. Algo que ha podido saberse porque algunos de los documentos del instituto –unos cien folios-  se han filtrado a la prensa. Documentos que reflejan cuánto pagan a quienes escriben, mantienen blogs o dan conferencias negando el cambio climático; desde varios miles de dólares al mes por persona a donaciones de decenas de miles para acciones concretas (pagó por ejemplo 1,2 millones de dólares al Nongovernmental International Panel on Climate Change (NIPCC), grupo de escépticos liderado por Fred Singer). La filtración incluye hasta un memorando interno con un plan para impedir que la ciencia del clima se enseñe en las escuelas estadounidenses. Tras conocerse el hecho el Heartland Institute admitió que eran documentos que les habían robado pero que no habían podido comprobar si habían sido alterados… solo que simultáneamente pidió disculpas a los donantes cuyos nombres salieron a la luz lo que muchos medios de comunicación estadounidenses han interpretado como un reconocimiento tácito de su autoría. Sin comentarios.
 



© 2016 DSALUD.COM
Ediciones MK3 S.L. C/ Puerto de los Leones 2, 2ª Planta. Oficina 9,
28220 Majadahonda, Madrid. TF:91 638 27 28. FAX:91 638 40 43. e-mail: mk3@dsalud.com
Todos los textos que aparecen en esta web están protegidos por la Ley de Propiedad Intelectual. Queda prohibida su reproducción total o parcial por cualquier medio o procedimiento sin autorización previa, expresa y por escrito del editor.

   
Usuario
Contraseña
DSALUD | INICIAR SESIÓN

DSALUD | SUSCRÍBASE
DSALUD LIBROS
FUNDACIÓN PARA LA SALUD GEOAMBIENTAL
LAMBERTS ESPAÑOLA
100 % NATURAL
NATURSANIX
CRYSTAL MIND
SLACKSTONE II
SM
NUTERGIA
SILICIUM
NATURAL POWER TECH
SUN CHLORELLA
RENOVEN
EURO ESPES
DETECTIVES PRIVADOS INDICIOS
CABEZA FERRER