Dr. Alberto Martí Bosch: “Quienes atacan la medicina natural son unos ignorantes”

El Dr. Alberto Martí Bosch lleva una década siendo objeto de calumnias, injurias y difamación, ataques gratuitos malintencionados orquestados por quienes intentan demonizar las terapias no convencionales en su peregrino intento de convertir la Medicina convencional en la única realmente “basada en la evidencia” -ya no osan decir que “se basa en la ciencia” porque es igualmente mentira- a pesar de que ello solo es así en el 11% de los tratamientos que usan los médicos en hospitales, clínicas y consultas según ha denunciado el British Medical Journal. Es más, ha sido víctima de escrache en su consulta y hasta en su propio domicilio por individuos que se hacen pasar por pacientes enfadados e incluso por personas que trabajan en algunos de los medios de televisión que hacen el juego sucio a la gran industria farmacéutica. La verdad, sin embargo, es que jamás le ha denunciado un solo paciente.

Sumarios:

El Dr. Alberto Martí Bosch lleva una década siendo objeto de calumnias, injurias y difamación, ataques gratuitos malintencionados orquestados por quienes intentan demonizar las terapias no convencionales. 

“En España mueren al año 110.000 pacientes de cáncer dentro del sistema y estamos obligados por tanto a ver qué estamos haciendo desde el punto de vista preventivo y qué estamos haciendo desde el punto de vista sanitario; sobre todo porque en el 2010 uno de cada diez españoles tenía cáncer, luego uno de cada seis y en 2015 uno de cada tres. Y vamos camino de uno de cada dos…”, explica el Dr. Alberto Martí Bosch.

“Cada vez hay un mayor número de médicos interesados en la Medicina Natural. En España ya somos casi once mil. ¿Y por qué la clase médica está basculando en este sentido? Pues porque hay formas naturales de tratar las enfermedades que no provocan tanta iatrogenia, tantos efectos secundarios, como los protocolos convencionales”, afirma el Dr. Alberto Martí Bosch. 

“Se ha dicho que yo hago abandonar a los pacientes la quimioterapia y es rotundamente falso. Nunca he hecho nada semejante. Lo que yo sugiero son tratamientos complementarios que permiten que bien la quimioterapia, bien otras terapias, funcionen mejor y hagan el menor daño posible”, afirma el Dr. Alberto Martí Bosch.

“Si el agua que rodea la célula está limpia vivirá bien pero si la célula está rodeada de sus propios excrementos, flotando en lo que podríamos llamar aguas fecales, ¿nos va a extrañar que esa célula enferme? ¿Nos va a extrañar que esa célula no reciba oxígeno y comida suficiente?”, explica el Dr. Alberto Martí Bosch. 

“Parece increíble pero a los médicos no se nos enseña ni nutrición… ni la importancia del pH en el origen de las enfermedades”, denuncia el Dr. Alberto Martí Bosch.

Este reportaje aparece en
209
Noviembre 2017
Ver número