Desarrollan un tratamiento eficaz en las infecciones más severas

La sepsis severa y el choque séptico -que se caracterizan por una insuficiencia orgánica múltiple que suele llevar muy a menudo a la muerte- pueden afrontarse con alta probabilidad de éxito mediante una combinación de vitamina C, vitamina B1 (tiamina) e hidrocortisona aplicada de forma intravenosa a las dosis adecuadas. Al menos así lo asegura un equipo de la División de Medicina Pulmonar y Cuidados Críticos de la Eastern Virginia Medical School coordinado por el doctor Paul Marik tras una investigación con dos grupos de 47 pacientes a uno de los cuales se les infundió la mezcla mientras el otro recibía solo tratamiento habitual. Y es que solo 4 de los 47 así tratados falleció mientras en el otro grupo murieron 19. Es eficaz y mejora rápidamente las disfunciones orgánicas.

 

SEPSIS

Sumarios:

Se estima que en España sufren cada año sepsis provocadas por infecciones graves 50.000 personas de las que fallecen unas 17.000.

La sepsis severa y el choque séptico pueden ya afrontarse con alta probabilidad de éxito mediante una combinación de vitamina C, vitamina B1 e hidrocortisona aplicada de forma intravenosa a las dosis adecuadas.

“A las dosis utilizadas la vitamina C es absolutamente segura. A pacientes con cáncer se les ha dado de forma segura dosis de hasta 150 gramos diarios, es decir, cien veces la dosis que nosotros damos”, explica el doctor Paul Marik.

“He perdido la cuenta de cuántos hospitales –tanto en Estados Unidos como en otros muchos países- utilizan ya en la práctica diaria nuestro protocolo habiéndose salvado con él cientos de vidas”, afirma el doctor Paul Marik.

“Tengo claro que cada componente por sí mismo no obtendría el mismo beneficio -asevera el doctor Paul Marik-. Ahí están los numerosos trabajos publicados sobre ellos en la literatura científica. Es la sinergia entre ellos lo que hace lograr tales resultados“.

Este reportaje aparece en
DSALUD 205
205
Junio 2017
Ver número