Entrevistas destacadas del año 2011

ntermedia_144_04Germán Velásquez: “Los países industrializados han permitido la ‘privatización’ de la Organización Mundial de la Salud” 

Funcionario de la Organización Mundial de la Salud (OMS) durante más de 20 años -en distintos cargos- Germán Velásquez ha sufrido no sólo la presión de la gran industria farmacéutica sino la de algunas organizaciones internacionales influidas -cuando no manejadas- por ella. Pues bien, ante la lamentable situación del sector sanitario decidió denunciar la actual mercantilización de la salud asegurando que quien hoy controla la OMS y la usa para sus fines es la gran industria farmacéutica y sus financiadores presuntamente altruistas, algo que impide que la salud de las personas prime sobre los intereses comerciales. “En estos últimos años –nos diría- he visto con tristeza cómo se han ido degradando las cosas, cómo la OMS ha ido perdiendo su independencia –por ejemplo debido a la intervención de determinadas naciones desarrolladas que solo buscaban proteger los intereses de sus industrias farmacéuticas o de alimentación- y su credibilidad”. Germán Velásquez agregaría que la existencia de 10.000 fármacos en el mercado no se justifica en modo alguno porque sólo hay entre 350 y 400 que a juicio de la propia Organización Mundial de la Salud son útiles.
(La entrevista apareció en el número 144).

 

Peter Ohnsorge: "La mayor parte de las enfermedades exige evitar los productos tóxicos y eliminar los acumulados en el organismo" Peter Ohnsorge: “La mayor parte de las enfermedades exige evitar los productos tóxicos y eliminar los acumulados en el organismo” 

Para el Director Médico de la Academia Europea de Medicina Ambiental, Peter Ohnsorge, la mayoría de las patologías las provoca o agrava la brutal contaminación que sufren nuestros organismos y los déficits actuales de nutrientes esenciales. Es el caso de la Sensibilidad Química Múltiple (SQM), el Síndrome de Fatiga Crónica, el Parkinson, el Alzheimer, el autismo y muchas otras. “La gente debe empezar a entender –nos diría- que hoy día gran parte de los productos de higiene que usamos, tanto a nivel personal como en el hogar o la oficina, están llenos de tóxicos peligrosos. Y que lo mismo ocurre con gran parte de la comida, especialmente de la precocinada y/o envasada, llena de químicos tóxicos y transgénicos. Alimentan pero no nutren y encima intoxican”. En suma, estamos todos enfrentándonos a diario a múltiples tóxicos que penetran en nuestros organismos a dosis muy bajas envenenándonos muchos de los cuales, al ser liposolubles, se acumulan en la grasa que almacenamos. Y a un déficit de micronutrientes que impide que los mecanismos de detoxificación trabajen adecuadamente. “Hoy día la inmensa mayoría de las patologías tienen el mismo origen: la gigantesca toxicidad ambiental que padecemos. Así que a cualquier enfermo, independientemente de lo que padezca, hay ante todo que ofrecerle un tratamiento que incluya una desintoxicación a fondo -con lavativas de colon, sauna y la aplicación de quelantes a fin de eliminar los metales pesados del organismo-, una dieta adecuada que regule el pH, un completo tratamiento ortomolecular, algo de ejercicio físico y un descanso óptimo”.
(La entrevista apareció en el número 143).

 

José Ramón Germá Lluch: “Corremos el peligro de precipitarnos mucho en la aprobación de fármacos que pueden tener efectos letales”José Ramón Germá Lluch: “Corremos el peligro de precipitarnos mucho en la aprobación de fármacos que pueden tener efectos letales”

El oncólogo español José Ramón Germá Lluch, jefe del Servicio de Oncología Médica del Instituto Catalán de Oncología y expresidente de la Sociedad Española de Oncología Médica, decidió denunciar que la investigación clínica se ha convertido en un negocio que mueve miles de millones de euros donde el empeño por comercializar nuevos fármacos supera a muundo el interés por los futuros pacientes que deben recibirlos. Y lo hizo en una obra que ha titulado Dioses de bata blanca, relato basado en hechos reales sobre la ética, la ambición y las turbias maniobras de la gran industria farmacéutica. “He escrito este libro –cuenta- para explicar que empezamos a correr el peligro de precipitarnos mucho, demasiado, en la aprobación de fármacos que pueden tener efectos letales”. ¿La causa? Obvia: la presión de la industria farmacéutica. “La presión que hoy se está ejerciendo en la aprobación de fármacos –afirma- es cada vez más intensa. No sólo por parte de la industria sino a través de los lobbys de pacientes, algunos de ellos creados bajo su amparo por lo que han cobrado muchísima fuerza. Porque, ¿qué quieren los pacientes? Mejores fármacos. Y el resultado es que esa aspiración está favoreciendo la aprobación de numerosos fármacos nuevos sin constatarse suficiente y adecuadamente sus presuntas propiedades y sin conocer suficientemente bien los riesgos”. Problema que se ve agravado por el actual sistema de aprobación de los medicamentos. “En Estados Unidos se admite hoy que un laboratorio pueda hacer una ‘aportación económica’ a la comisión que debe decidir sobre un fármaco para que ‘acelere su decisión’ ¡alegándose que ello ‘no influye’ en la misma!”, denuncia Germá Lluch, añadiendo que otro de los grandes problemas es el hecho de que la industria influye en la “formación” de los oncólogos para adoctrinarlos en función de sus intereses.
(La entrevista apareció en el número 140).

 

Evgeny F. Stranadko: “La Terapia Fotodinámica es muy eficaz en el tratamiento del cáncer” ”Evgeny F. Stranadko: “La Terapia Fotodinámica es muy eficaz en el tratamiento del cáncer” 

Jefe del Departamento de Oncología Láser y Terapia Fotodinámica del Instituto de Investigación de Medicina Láser de Rusia el Dr. Evgeny F. Stranadko habló con nosotros sobre la Terapia Fotodinámica en los tratamientos oncológicos. Hablamos de una terapia para tratar tanto tumores malignos primarios como metástasis que es capaz de destruir las células cancerosas sin dañar las sanas, sin efectos secundarios, mínimamente invasiva, que se practica de forma ambulatoria, es mucho más barata que los tratamientos habituales y permite tratar cualquier lugar del organismo al que pueda llegarse con un catéter. Sin embargo los propios radiólogos apenas la usan salvo para los cánceres de piel. ¿Por qué? A juicio de Stranadko porque la mayoría desconoce sus posibilidades terapéuticas, hay grandes intereses económicos en juego y los oncólogos tienen una mentalidad excesivamente conservadora. Así nos lo explicaría: “Mire, los cirujanos están acostumbrados a abrir cuerpos y eliminar lo patológico. Los radioterapeutas a dar a cada paciente sesiones durante tres o cuatro semanas para tratar tumores que requieren una sola sesión con Terapia Fotodinámica. Y los quimioterapeutas a dar múltiples dosis a lo largo de meses o años. Provocando todos normalmente graves daños a los enfermos debido a los efectos secundarios. Y así durante décadas. ¿Cómo van a aceptar pues fácilmente que hay algo mucho más sencillo, más rápido, más eficaz y encima inocuo y barato? Les cuesta aceptarlo y asumirlo”.
(La entrevista apareció en el número 137).

 

Alfonso Balmori: “Es necesario bajar los límites de exposición a campos electromagnéticos considerados seguros”Alfonso Balmori: “Es necesario bajar los límites de exposición a campos electromagnéticos considerados seguros”

Biólogo español que trabaja como técnico en la Dirección General del Medio Natural de la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Castilla y León Alfonso Balmori lleva muchos años estudiando las consecuencias de las radiaciones electromagnéticas en los seres vivos y no le cabe duda alguna de que existe un claro impacto sobre la salud que está siendo ocultado. “Es vergonzoso –nos diría- el inmenso poder que tienen hoy los grandes lobbys, las grandes multinacionales, para amordazar a los medios de comunicación. Y no sólo para amordazarlos sino para difundir desde ellos mensajes falsos desde el punto de vista científico y, de paso, comprar o al menos manipular a los organismos que deberían velar por nuestra salud. Desde la propia Organización Mundial de la Salud (OMS) hasta las agencias nacionales y los ministerios de Sanidad de todo el mundo”. El estudio de Balmori con mayor repercusión internacional se realizó con dos grupos de 70 renacuajos criados en sendas peceras situadas juntas, una protegida de los campos electromagnéticos y la otra no. ¿El resultado? Que entre los que se desarrollaron en la pecera que estaba aislada por una malla protectora la mortalidad fue del 4% mientras en la otra murió ¡el 90%! Balmori denunciaría también en la entrevista la alta exposición a las radiaciones de los niños con la implantación masiva del Wi-Fi: “Se está haciendo con ellos un experimento extremadamente peligroso y suicida”. Y de ahí que proponga como primera medida bajar a menos de 0’6 voltios/metro (0,1 microwatios/cm2) el nivel máximo al que una persona esté expuesta.
(La entrevista apareció en el número 137).

 

Clark Baker: “Si usted no se realiza una prueba del VIH nunca sufrirá o morirá a causa de una infección por VIH”Clark Baker: “Si usted no se realiza una prueba del VIH nunca sufrirá o morirá a causa de una infección por VIH”

En 2009 un ex policía con 20 años de servicio en la ciudad de Los Ángeles, Clark Baker, decidió enfrentarse a la corrupción farmacéutica como investigador privado y fundó para ello la Office of Medical and Scientific Justice (OMSJ). Y poco después pondría en marcha el HIV Innocence Project (Proyecto Inocencia VIH) a fin de obligar a los autodenominados expertos en SIDA a presentar sus argumentos en los tribunales sabiendo que en ellos el perjurio es un delito. “Los médicos y ‘expertos’ en VIH esperan que nos creamos sin más lo que dicen sobre el VIH y el SIDA –nos diría- pero creencia y fe son ejercicios teológicos que no tienen nada que ver con la ciencia”. Y que Baker tiene razón parece demostrarlo que en la práctica totalidad de los casos en los que su organización intervino porque se había acusado a un VIH-positivo de haber contagiado a alguien los fiscales terminaron retirando los cargos porque ¡no podían demostrar siquiera que realmente alguno tuviera el VIH que se supone provoca el Sida! “Los test del VIH que se comercializan son una estafa –afirma Baker-. Fueron originalmente diseñados para sensibilizar y educar pero se están vendiendo como pruebas fiables. Y hasta que los fabricantes no puedan establecer pruebas verificables los test del VIH carecen totalmente de sentido”. Añadiendo: “Nadie debería arriesgar su libertad haciéndose esos test. Y le hago una promesa: si usted no se realiza una prueba del VIH ¡nunca sufrirá o morirá a causa de una infección por VIH!”
(La entrevista apareció en el número 136).

Este reportaje aparece en
200
Enero 2017
Ver número