Los precios de los fármacos son arbitrarios e injustificadamente caros

Los precios de los medicamentos para enfermedades graves -especialmente los aprobados para el cáncer- se han disparado sin justificación real, razón por la que varias organizaciones han decidido denunciarlo. Aseguran que sus precios se fijan de forma arbitraria y poco transparente. Un ejemplo: en España hay tratamientos para el cáncer por los que el estado llega a pagar 100.000 euros por paciente para conseguir en el mejor de los casos prolongar la vida 2 o 3 meses. Vergonzoso.

PRECIO MEDICAMENTOS

Este reportaje aparece en
PORTADA 222
222
Enero 2019
Ver número